Por delitos de cohecho, tráfico de influencias y prevaricación

El Supremo decidirá si reabre la causa contra Blanco como pide la Fiscalía

El instructor del 'caso Campeón', José Ramón Soriano, aclara que el auto de sobreseimiento era provisional

El recurso de la Fiscalía ha contado con la oposición de la defensa de Blanco y de José Antonio Orozco

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo decidirá si reabre la causa contra el ex ministro de Fomento José Blanco en el denominado ‘caso Campeón’ por delitos de cohecho, tráfico de influencias y prevaricación, tal y como ha solicitado la Fiscalía en su recurso contra el sobreseimiento de la causa el pasado mes de julio.

Así lo acuerda el instructor del ‘caso Campeón’, José Ramón Soriano, en un auto en el que rechaza el recurso de reforma y admite el subsidiario de apelación que presentó el Ministerio Público contra su decisión de archivar la causa por no apreciar indicios de la comisión de tales delitos.

El magistrado aclara que el auto de sobreseimiento era provisional porque, habiéndose agotado la instrucción, todas las diligencias practicadas han resultado negativas y, en consecuencia, solo puede reabrirse la causa en el caso de que aparezcan nuevos elementos de prueba.

Adopta así el sobreseimiento provisional por esta razón y no por los motivos que alegaba el fiscal basados en que la investigación está «incompleta» porque «se le han rechazado numerosas peticiones de diligencias». Soriano defiende que si se le han denegado era por no ser «necesarias ni perinentes» para completar la «larga» instrucción y que, en todo caso, pudieron ser recurridas.

OPOSICIÓN DEL EX MINISTRO

El Ministerio Público también cuestionaba que el instructor había «desimputado a algunas personas investigadas que no estaban imputadas y que además se omitía al empresario Jorge Dorribo, argumentos que son rechazados por el instructor, que recuerda la distinción entre la imputación ‘ab initio’, desde el momento de la apertura de diligencias, con la imputación formal.

El recurso de la Fiscalía, al que se ha adherido la acusación popular ejercida por la Asociación Transparencia y Justicia, ha contado con la oposición de la defensa de Blanco y de José Antonio Orozco.

El Ministerio Público recurrió la resolución que desimputaba a Blanco, a su primo político Manuel Bran, su socio José Antonio Espiñeira y varios empresarios que fueron investigados por el alto tribunal, como José Antonio Orozco o Xoan Manuel Bazarra.

Soriano exoneró a Blanco al no haberse encontrado testimonio ni documento alguno que avale las acusaciones del empresario farmaceútico Jorge Dorribo -que le atribuyó el cobro en una gasolinera de Guitiriz (Lugo) de 200.000 euros en metálico-, y que en definitiva «todas las diligencias practicadas en orden al delito de cohecho han dado un resultado negativo». Tampoco hay indicio alguno del delito de prevaricación del que la Fiscalía acusaba al exministro del PSOE.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído