Miles de personas vociferan en Bilbao a favor de los terroristas presos

Los ‘moderados’ del PNV corean las consignas proetarras con los ‘abertzales’ de Sortu

Bajo el lema 'Derechos Humanos, Acuerdo y Paz', los manifestantes han recorrido las calles entre constantes gritos de "Euskal Presoak Etxera"

Los gritos de «Presos vascos a casa», «Amnistía para todos» y «libertad» dominaron la supuesta «marcha silenciosa» celebrada este sábado 11 de enero de 2014, en el centro de Bilbao.

Aunque fue permitida debido a su lema «ligth» o neutral de «Giza eskubideak. Konponbidea. Bakea» (Derechos humanos. Acuerdo. Paz), los participantes se pronunciaron a favor de la amnistía y los presos de ETA.

Las «caras largas» de los dirigentes del PNV manifestaban parte de su opinión de participar en una movilización con claros tintes proetarras.

La marcha comenzó puntual a las 18:00 horas en La Casilla de Bilbao encabezada por una gran pancarta que rezaba el lema prinicpal «Derechos humanos. Acuerdo. Paz».

Esta pancarta fue llevada por ciudadanos y en segunda línea se encontraban algunos dirigentes de PNV, los partidos de EH Bildu-Sortu, EA, Aralar y Alternatiba- y los sindicatos ELA y LAB.

Esta manifestación fue aprobada por el Juez de la Audiencia Nacional Ismael Moreno una hora antes de su inicio. El letrado no la prohibió por no encontrar argumentos que la relacionasen con la de «Gota a gota» a favor de los presos de ETA.

Sin embargo, a medida que avanzaba la marcha, comenzaron a aparecer gritos y consignas a favor del acercamiento de los presos vascos. Los coros de «Presoak etxera» (presos a casa), «Presoak kalera, amnistia osoa» (presos a la calle, amnistía general) empezaron a entonarse.

No solo se vociferaban estas consignas sino que muchas manifestantes acudieron con pegatinas del emblema de la asociación de familiares de presos de ETA Etxerat, así como también se aprecieron carteles con el lema de la marcha convocada por «Tantaz tanta» (Gota a gota), que fue prohibida por la Audiencia Nacional.

Como subraya M. Luisa G. Franco en ‘La Razón’, este 12 de enero de 2014, los dirigentes del PNV fueron despedidos ayer con besos en ambas mejillas por los proetarras, al término de la manifestación, como muestra de agradecimiento.

Andoni Ortuzar, junto con la presidenta del Parlamento vasco, Bakartxo Tejería; el dirigente guipuzcoano del partido, Joseba Egibar, y el diputado general de Vizcaya, Jose Luis Bilbao, representantes del PNV en la manifestación, fueron convidados de piedra en un acto dominado por la escenografía proetarra.

Los presos fueron los protagonistas de la marcha por las calles de Bilbao, tanto en las consignas que gritaban los asistentes, pidiendo su vuelta a casa y la amnistía, como en los carteles que proliferaban entre los manifestantes, en los que la palabra más repetida era «etxera» (casa).

No hubo consignas directas a favor de ETA y se recuperaron antiguos gritos proetarras como «Amnistia osoa», (amnistía general) y «Presoak kalera» (presos a la calle), que habían sido sustituidos con el paso del tiempo por «presos etxera» (los presos a casa).

También se escucharon gritos a favor de la libertad de los ocho detenidos en la operación desarrollada por la Guardia Civil el pasado miércoles contra el presunto «Frente de Cárceles» de la banda terrorista.

La asistencia fue masiva, como lo había sido el año anterior sin que el PNV respaldara la convocatoria, y el Ayuntamiento la cifró entre 100.000 y 110.000 personas, que colapsaron, como es habitual, la calle Autonomía y la bajada al Ayuntamiento, porque la izquierda abertzale sabe cómo movilizar a su incondicionales, con autobuses desde todos los pueblos del País Vasco.

Plana mayor abertzale

Entre los asistentes no faltaron los máximos dirigentes de las distintas marcas de la izquierda abertzale, entre ellos sus representantes institucionales, el diputado general de Guipúzcoa, Martín Garitano, y el alcalde de San Sebastián, Juan Karlos Izagirre, y los dirigentes de sus socios, EA, Alternatiba y Aralar, Pello Urizar, Asier Vega y Patxi Zabaleta, respectivamente, además de los líderes sindicales de ELA, Adolfo Muñoz, y LAB, Ainhoa Etxaide.

Por parte de Sortu, secundaron la manifestación Hasier Arraiz y Maribi Ugarteburu, y también acudieron los ex batasunos Rufi Etxebarria, Pernando Barrena y Joseba Permach.

XXXXXXXX

MANIFESTACIONES CON MUCHA GENTE

Münich, Alemania, 1937.

El indestructuctible camara Stalin.

Castigados en la Revolución Cultural china de Mao.

La Plaza de Oriente de Madrid, en apoyo a Franco (1960).

Te puede interesar

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído