El juez del alto tribunal se saltó un semáforo en rojo en Madrid

Enrique López dimite como magistrado del TC por conducir su moto borracho y sin casco

En la prueba de alcoholemia cuadruplicó la tasa máxima permitida

El magistrado del Tribunal Constitucional Enrique López circulaba a las 7:30 de la mañana de este domingo, 1 de junio de 2014, en una motocicleta sin llevar el obligatorio casco y saltándose los semáforos, por lo que una radiopatrulla de la Policía Nacional le dio el alto con el fin de identificarle.

Enrique López presentará este lunes su dimisión al presidente de este órgano, Francisco Pérez de los Cobos.

Los hechos han ocurriden la confluencia de la calle de Vitruvio con el paseo de la Castellana, en pleno centro de la capital.

Los agentes del radiopatrulla han salido detrás de Enrique López al ver que había cometido la doble infracción vial (conducir sin casco y saltarse el semáforo en rojo). Cuando lo han parado, han detectado que presentaba síntomas evidentes de haber consumido alcohol, por lo que han pedido que acudiera al lugar una patrulla de la Policía Municipal para realizarle la prueba de alcoholemia.

Al lugar se ha desplazado un equipo de atestados de la Policía Municipal. En la primera prueba ha arrojado una tasa de 1,10 miligramos de alcohol por litro de aire espirado, cuando la tasa máxima permitida para los particulares es de 0,25 miligramos.

En la segunda prueba de contraste le ha bajado a un miligramo, lo que hace pensar a los agentes que hacía un rato que había terminado de consumir alcohol.

«Reconozco los hechos y asumo las consecuencias que tienen«, ha dicho el exportavoz del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) en declaraciones a la Agencia Efe. También ha añadido:

«Hay circunstancias personales que podrían justificarlos pero que no vienen al caso».

El magistrado ha quedado imputado como autor de un delito contra la seguridad vial, recogido en el artículo 379 del Código Penal.

Este incluye penas de prisión de tres a seis meses o con la multa de seis a doce meses, trabajos en beneficio de la comunidad de 31 a 90 días y, en cualquier caso, con la privación del carné de conducir vehículos de motor y ciclomotores de uno a cuatro años.

Los agentes del Cuerpo Nacional de Policía que han practicado la detención han comparecido por la mañana en la sede de la Unidad de Tráfico de la Policía Municipal, en la calle de Plomo.

Se estaba a la espera de que hiciera lo mismo el magistrado. Este ha quedado en libertad tras practicarle las correspondientes pruebas, mientras que la moto ha quedado precintada ante la imposibilidad de que la condujera López. El caso será remitido por los agentes municipales al Tribunal Supremo, al tratarse de una persona aforada.

Enrique López fue nombrado magistrado del TC el pasado 7 de julio de 2013 por decisión del Gobierno.

En ese momento era magistrado de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional y había sido vocal y portavoz del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído