Un año y 6 meses de cárcel a Emilia Soler y a Elisa Cerrillo, respectivamente, por pasarse de listas

Las ‘condenadas’ exconcejalas socialistas usaban a los funcionarios como chachas en sus casas

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha confirmado las penas impuestas a las valencianas de Paiporta Emilia Soler y Elisa Cerillo

Las 'condenadas' exconcejalas socialistas usaban a los funcionarios como chachas en sus casas
Elisa Cerrillo, exconcejal del Ayuntamiento de Paiporta EFE

Tareas de limpieza, jardinería, pintura, fontanería...lo que hiciera falta

La Sala de lo Penal del Tribunal Supremo ha confirmado las penas impuestas a dos ex concejalas de Paiporta (Valencia) condenadas por delitos de malversación al utilizar a empleados municipales en horario laboral para la realización de trabajos particulares.

Según consta en la sentencia, hecha pública por el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, la ex concejala socialista Emilia Soler ha sido condenada a un año de prisión por malversación impropia al no devolver el importe de los servicios públicos utilizados.

Su compañera de partido y también ex concejala Elisa Cerrillo ha sido condenada por el mismo delito a seis meses.

TRABAJOS VARIOS

Soler -esposa del alcalde de la localidad, Bartolomé Bas, del PSPV, que resultó absuelto en este proceso- ordenó la realización en su chalé, ubicado en Monserrat, de tareas de limpieza, jardinería, pintura, fontanería, albañilería, transporte de materiales de construcción y leña a empleados municipales dentro de su horario laboral al servicio del Consistorio.

Por su parte, la entonces concejala de Interior, Elisa Cerrillo, realizó en 2006 una mudanza particular con ayuda de trabajadores municipales en su horario laboral.

Para el entonces alcalde, Bartolomé Bas (PSPV), la fiscal reclamó 6 años de prisión y 18 de inhabilitación por los delitos de prevaricación y continuado de malversación de caudales públicos, si bien resultó finalmente absuelto.

La sentencia estima parcialmente los recursos de la Fiscalía y el Ayuntamiento de Paiporta contra la sentencia inicial del caso, dictada el 19 de junio de 2013 por la Audiencia Provincial de Valencia.

En esta sentencia se condenó sólo a una de las dos ex concejalas, Emilia Soler Montesa -esposa del alcalde de la localidad, Bartolomé Bas, del PSPV, que resultó absuelto-, imponiéndola una multa de 1.800 euros.

MULTA AL CÓMPLICE

La Audiencia también condenó a pagar una multa de 900 euros al carpintero municipal, Juan Fernández García, como cómplice de la anterior, por llevar en coche a la limpiadora municipal al chalé de Emilia Soler.

El Supremo mantiene la condena al carpintero cómplice pero impone a la exconcejala Emilia Soler la pena de un año de prisión, al aplicar a su delito de malversación el agravante de no devolución del importe de los servicios públicos.

Se condena asimismo a otra ex concejal, Elisa Cerrillo Camps, que utilizó a empleados municipales en una mudanza particular, a 6 meses de prisión por el mismo delito y con el mismo agravante.

A Soler se le impone además una multa de 1.200 euros, y un año y seis meses de suspensión de empleo o cargo público, y a Elisa Cerrillo, multa de 600 euros, y seis meses de suspensión de empleo o cargo público.

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído