La Fiscalía considera a Dionisio Muñoz y Mustafa Aberchan como los «cabecillas» de la trama

Piden 231 años de cárcel para 30 miembros del PSOE y CPM por compra de votos en Melilla

El popular Imbroda pide la disolución del PSOE de Melilla y la retirada de Aberchan como candidato

Piden 231 años de cárcel para 30 miembros del PSOE y CPM por compra de votos en Melilla
Mustafa Aberchan. ML

La Fiscalía de Melilla ha pedido un total de 231 años de cárcel para una treintena de dirigentes del PSOE y de Coalición por Melilla (CPM), principal partido de la oposición en la ciudad, por su supuesta relación con una trama de compra de votos en las elecciones generales de 2008.

El presidente de Melilla y candidato del PP a las elecciones autonómicas, Juan José Imbroda, ha pedido la disolución del PSOE de Melillay la retirada del líder de CPM, Mustafa Aberchan, como aspirante a la presidencia tras conocerse que la Fiscalía pide penas para dirigentes de ambos partidos.

Según el escrito de calificación, la fiscal Isabel Martín López solicita para 17 dirigentes del PSOE, entre ellos su actual secretario general, Gregorio Escobar, un total de 132 años de prisión, mientras que los 13 miembros de CPM, incluido su líder y candidato a las próximas autonómicas, Mustafa Aberchan, suman una petición de 99 años en total.

Aberchan y el entonces secretario general del PSOE, Dionisio Muñoz, son los más perjudicados en el escrito de la Fiscalía, ya que se pide para cada uno una pena de 27 años de cárcel por varios delitos electorales, falsedad, prevaricación, malversación de caudales y asociación ilícita.

Cartas «falsas»

Las diligencias previas de este procedimiento, que se ha instruido durante varios años, se iniciaron en marzo de 2008 para el descubrimiento e investigación de un supuesto delito electoral.

Todo ello se produjo a partir de la remisión en masa a la ciudadanía de unas cartas «falsas» con motivo de los comicios generales celebrados en marzo de 2008, en las que se ofrecían puestos de trabajo en los planes de empleo que se iban a convocar.

Durante la instrucción quedó de manifiesto la existencia de un «entramado» conformado por diversas personas que pretendieron la «obtención ilegítima» de votos a favor de la coalición que formaban entonces CPM-PSOE, incumpliendo los trámites establecidos para el voto por correo.

Aberchan y Muñoz, «cabecillas»

Además de Aberchan y Muñoz, a los que se considera como los «cabecillas» de la trama, la fiscal pide penas de cárcel para el que fue delegado del Gobierno y actual secretario general del PSOE de Melilla, Gregorio Escobar, para quien se piden nueve años por prevaricación, malversación de caudales públicos y asociación ilícita.

En la lista de dirigentes socialistas que están llamados a sentarse en el banquillo figuran también el exsecretario de Organización del PSOE, Alonso Díaz, el exdirector del Servicio Público de Empleo Estatal, Joaquín Arana, o el ex secretario general de Juventudes Socialistas, Amin Azmani, entre otros.

Por parte de CPM, en el escrito de la Fiscalía aparecen varios miembros de la familia de Aberchan, entre ellos su hija y su esposa, y varios empleados del partido, así como el exdiputado Abdelrrahim Sellam.

Además de las penas de cárcel, la fiscal, en su escrito de 127 páginas, solicita un total de 272 años de inhabilitación para el conjunto de los implicados y multas e indemnizaciones que superan el millón de euros.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leido