Una treintena de juzgados detrás del manejo ilegal y de fondos públicos

La Junta de Andalucía, contra las cuerdas: casi 600 imputados y más de 4.000 millones investigados

La Junta de Andalucía, contra las cuerdas: casi 600 imputados y más de 4.000 millones investigados
M. Alaya

Señalaba Miguel Ángel Rodríguez en Cuatro el pasado lunes 22 de febrero de 2016, que la corrupción del Partido Socialista andaluz por los desmanes de caudales públicos en Andalucía estaban muy por encima cuantitativamente de la Púnica y Gürtel juntas, y con mucho, y no le faltaba razón.

El diario ABC publica que son casi 600 imputados y 4.316 milloens de euros los que están siendo investigados de esta trama lamentable de manejo de dinero público.

La «red clientelar» tejida en torno al fondo de la Junta para subvencionar despidos (caso ERE) en empresas fue sólo el principio de una infección que se ha hecho metástasis en el sistema de la única Autonomía en España que no ha conocido la alternancia política en más de tres décadas. Tras él, durante el último lustro han estallado como minas de espoleta retardada hasta ocho escándalos más relacionados con el manejo indebido de fondos públicos que han dado pie a treinta procedimientos judiciales simultáneos, con 584 imputados y más 4.300 millones de euros bajo la sombra de la sospecha.

Si existiera un Guinness Records de la corrupción española, el caso de los ERE falsos financiados por la Junta de Andalucía ocuparía el primer puesto, desbancando al «caso Malaya». Después de cinco años de pesquisas, la cifra de investigados llega a 276. El pasado lunes sumó uno más a la lista. Algunos han fallecido antes de sentarse en un banquillo porque juicio señalado no hay. Tirando del hilo de las grabaciones de dos directivos de Mercasevilla que exigían comisiones ilegales a empresarios a cambio de ayudas autonómicas de formación, la juez Mercedes Alaya -que en junio cambió el juzgado por la Audiencia de Sevilla- descubrió, casi por casualidad, a los primeros intrusos empotrados en un ERE de la lonja hispalense financiado por la Administración regional y al conseguidor de las ayudas por antonomasia, Juan Lanzas. El exdirigente de UGT que tenía tantos billetes que podía «asar una vaca con ellos», según espetó su madre a unos guardias civiles en un registro, comparte protagonismo con el exdirector general Francisco Javier Guerrero en la galería de personajes que ha dado esta trama.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

José Pablo González

Licenciado en periodismo en 2010. Canterano del diario ABC, actualmente es redactor de política, portadista y responsable del área audiovisual de Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído