El Supremo abre juicio oral a Homs

Si hay justicia, a Homs se le debería «caer el pelo»

Por desobediencia y prevaricación por la consulta soberanista del 9N

El Fiscal, en su brillante escrito de acusación, pide que se le inhabilite para ejercer cargo público durante nueve años por prevaricar

Esperemos que en esta ocasión, en la que el Tribunal Supremo ha abierto juicio oral contra el exconseller de Presidencia de la Generalitat y actual diputado en el Congreso, Francesc Homs, por delitos de prevaricación y desobediencia, en la consulta soberanista del 9N de 2014, se haga justicia y veamos como se actúa con seriedad y contundencia contra aquellos que se saltan las órdenes de los jueces, con gran descaro, envolviéndose en esteladas y en justificaciones surrealistas.

El Fiscal, en su brillante escrito de acusación, pide que se le inhabilite para ejercer cargo público durante nueve años por prevaricar. Esto parece lo mínimo que se debe pedir para alguien que reta a la justicia y todo el estado español. Si usted, simplemente aparca su coche en doble fila, le caerá una multa salada y casi con total seguridad, tendrá que ir al depósito a buscar su vehículo, previo pago de la grúa. Entonces, cómo es posible que alguien que incumple órdenes judiciales, y desafía a toda una nación, se pueda salir con la suya airosamente, no puede ni debe ser así.

Esta es una gran oportunidad para dar ejemplo desde la justicia, para desterrar por siempre jamás esa terrible sospecha de la existencia de la supuesta impunidad de los mandatarios y poderosos catalanes ante la ley, que también hemos creído divisar en la familia Pujol en estos últimos tiempos. Ya está bien de tomaduras de pelo e insultos a todo un país, la ley está para cumplirla y hacerla cumplir.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído