EL GOBIERNO SOCIALISTA, SUS AMIGOS, SOCIOS Y COMPINCHES

Pedro Sánchez dará a PNV y ERC un puesto en el Poder Judicial para dividir la Justicia y controlarla

Pedro Sánchez dará a PNV y ERC un puesto en el Poder Judicial para dividir la Justicia y controlarla
El socialista Pedro Sánchez y sus aliados independentistas y proetarras.. PD

Pedro Sánchez está dispuesto a abrir una brecha en el Poder Judicial para satisfacer las demandas de los separatistas, que pretenden hacerse un hueco en el órgano de gobierno de los jueces para, desde dentro, coartar la unidad en torno a la  defensa del Estado de Derecho y el marco constitucional.

Los separatistas y el PNV tendrían una plaza reservada después de que el PSOE de Pedro Sánchez, que ya ha prometido a Podemos un asiento, respalde la reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial para que la cesión sea efectiva.

De esta manera, como revela Carlos Cuesta este 21 de noviembre de 2019 en OKdiario, independentistas catalanes y nacionalistas vascos influirán en el comportamiento, gobierno, nombramientos y ascensos dentro de la Justicia.

En el caso de ERC, Sánchez sabe que su intención es tener un papel protagonista en la interferencia y el control judicial: quiere poder sobre la capa judicial para poder decidir, por ejemplo, sobre la aplicación de las penas de los golpistas del 1-O, entre ellos su jefe Oriol Junqueras. El presidente del Gobierno sabe que tendrá que hacer concesiones como esta si quiere ser investido presidente del Gobierno.

En realidad, que nadie se engañe, Sánchez va a ofrecer al partido que lidera Oriol Junqueras desde la cárcel un papel determinante en algunas de las instituciones clave del Estado. Fraccionar el Poder Judicial, proyecto que ya contempló Rodríguez Zapatero, permitirá a la Generalitat de Cataluña y al Gobierno vasco tener el control de los jueces en esas Comunidades.

EL PSOE ha ofrecido al PNV -no descarta hacer lo propio con ERC- una fórmula camuflada (a través de reformas en su Estatuto de Autonomía) que permitiría sortear los inconvenientes legales expresados por el Tribunal Constitucional creando entes como el «Consejo de Justicia de Euskadi», lo que les facultaría para arrebatar competencias únicas del CGPJ nacional.

En definitiva, romper desde dentro el órgano de los jueces para después lanzarse a una estrategia que permitiría a nacionalistas vascos e independentistas catalanes tener sus particulares órganos de control judicial. En suma, debilitar la Justicia y el Estado de Derecho para que quienes pretender subvertir el orden constitucional lo tengan un poco más fácil.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído