El Ministro de Transportes no termina de apagar el incendio de su reunión con Delcy Rodríguez y está a la espera de la evolución de las denuncias ante la Fiscalías en su contra

Ábalos se hunde por el peso del oro venezolano: sólo hablará del ‘Delcygate’ ante un juez

El peso del oro venezolano está haciendo que el ‘Delcygates’ sea un escándalo muy difícil de manejar para el gobierno progresista de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias. Más aún, cada vez que el ministro de Transportes, José Luis Ábalos, declara a los medios y genera una nueva polémica, como ha ocurrido este lunes 17 de febrero.

El representante socialista se mostró molesto por las publicaciones de la prensa donde se ha indicado que el vuelo de la vicepresidenta chavista contenía lingotes de oro y grandes cantidades de dinero en efectivo. Justamente un contenido que se habría quedado, en sólo una parte, en Madrid a través de las polémicas 40 maletas que fueron trasladadas hasta la Embajada de Venezuela en Madrid, como indicó Periodista Digital.

En el marco de la inauguración del VII Congreso Nacional de Ingeniería Civil, Ábalos ha realizado una valoración de las polémicas palabras del dictador Nicolás Maduro, en las que afirmó que no se desvelarían los “secretos” que se hablaron en el Aeropuerto de Madrid-Barajas Adolfo Suárez:

«Lo dijo irónicamente, se dieron cuenta todos. Era una ironía en sentido justamente contrario, pero ya veo que a alguien le interesa que tenga ese carácter. Inventarse maletas, maletas que caben en coches pequeños, oro… y tantas y tantas cosas que uno ve todos los días y que no puede responder».

Para el ministro de Transportes, todo el ‘Delcygates’ solo tiene por finalidad lograr su salida del gobierno de Pedro Sánchez, por lo que afirmar: “que no pisó suelo Schengen parece que ya está muy asumido, entonces buscan otras cuestiones que nadie puede demostrar y que son muy alucinantes», por lo que ha invitado a la oposición a pasar «a otro capítulo».

Ante la Justicia

José Luis Ábalos dejó claro que sólo aportará más información sobre los hechos ocurridos ante un juez. En este sentido, ha recordado que el encuentro con Delcy Rodríguez ha sido «judicializado«, por lo que hay «mucha oportunidad» para aclarar lo que ocurrió en el aeropuerto de Barajas. «Esa es la vía en estos momentos», ha zanjado.

Así como adelantó Periodista Digital en exclusiva, tras haber accedido a la querella interpuesta contra el ministro de Transportes, Sergio Cebolla de Ávila, líder del Partido Laócrata, interpuso la medida judicial a raíz de las denuncias de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado de estar siendo sometidos a presiones para borrar las imágenes tomadas por las cámaras de seguridad del Aeropuerto de Madrid-Barajas Adolfo Suárez, como ha adelantado en exclusiva este diario.

Ahora, el Tribunal Supremo confirma que estudiará la querella por presunta prevaricación, lo que supone haber pasado el primer corte en el alto tribunal que da derecho a que la analice un juez en concreto. 

De esta manera, el Tribunal Supremo acredita que la querella reúne los requisitos legales” para ser estudiada. “Examinado el libro de ponencias, la presente le corresponde por turno al magistrado de esta Sala, Manuel Marchena Gómez”, añade el documento. Se trata de la Sala de lo Penal y Marchena es su presidente. Se trata del mismo juez que presidió el juicio a los líderes del procés.

Desde VozPópuli apuntan que fuentes conocedoras de este proceso explican que el magistrado ya ha dictado una providencia en la que le pide una fianza a los denunciantes que se personan en calidad de acusación popular. Antes de admitir definitivamente a trámite, deberá darse traslado a la Fiscalía para que fije posición al respecto.

Presunta prevaricación

Sergio Cebolla de Ávila, líder de la agrupación política, ha liderado la nueva ‘embestida’ legal contra el ministro de Pedro Sánchez a partir de las informaciones exclusivas que ha publicado Periodista Digital, donde los funcionarios de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado denunciaban el interés del «gobierno progresista para que las imágenes de las cámaras de seguridad desaparezcan».

En este sentido, consideran que se habría cometido «la presunta comisión de un delito de prevaricación tipificado en el artículo 404 del Código Penal».

Es importante recordar que el artículo 404 del Código Penal fija el siguiente tipo penal: «a la autoridad o funcionario público que, a sabiendas de su injusticia, dictare una resolución arbitraria en un asunto administrativo se le castigará con la pena de inhabilitación especial para empleo o cargo público y para el ejercicio del derecho de sufragio pasivo por tiempo de nueve a quince años”.

Autor

José Antonio Puglisi

Periodista italovenezolano especializado en economía y periodismo de investigación.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído