Una vez pasado este plazo, la situación se complicará

¡Date prisa! Esto es lo que debes hacer las primeras 48 horas si tu vivienda ha sido okupada 

En España la ocupación de viviendas es un problema al alza que genera alarma social. ¿Qué debe hacer una persona que, de la noche a la mañana, ve ocupada su vivienda?

¡Date prisa! Esto es lo que debes hacer las primeras 48 horas si tu vivienda ha sido okupada 

La ocupación ilegal de inmuebles, conocida popularmente como “fenómeno o movimiento okupa”, tiene sus inicios a finales de los años sesenta en Inglaterra, Alemania y Holanda como una expresión más de la filosofía hippie. Pero, este movimiento llega a España a mediados de los años setenta como un movimiento de ideales contrarios al sistema y con una débil solución jurídica por parte de las leyes españolas.

Y, es que la conducta de los okupas atenta de forma flagrante contra el derecho de la propiedad reconocido de forma expresa por la Carta Magna.

Sin embargo, España goza de una ley flexible con la ocupación ilegal de pisos y viviendas, incluso de aquellas que son residencia habitual de su propietario.

¿Qué dice la ley?

La usurpación de una propiedad ajena constituye un delito en España según el artículo 245 del Código Penal:

«El que ocupare, sin autorización debida, un inmueble, vivienda o edificio ajenos que no constituyan morada, o se mantuviere en ellos contra la voluntad de su titular, será castigado con la pena de multa de tres a seis meses».

No obstante, la realidad es distinta y más compleja de lo que parece. Aunque la indignación del propietario de un inmueble al encontrarlo ocupado es una reacción natural, debe tener mucho cuidado con sus pasos.

La polémica sobre la interpretación de la ley se disputa, ya que no todas las ocupaciones de inmuebles que no constituyen morada dan lugar al delito.

Solo podrán castigarse las perturbaciones más graves. La jurisprudencia entiende que sólo son punibles las ocupaciones en las que concurre una intención evidente de ejercer los derechos posesorios sobre el inmueble, con vocación de permanencia y privación total del ejercicio del derecho por su titular.

El proceso penal, además de resultar largo y tedioso, no da lugar a una resolución segura para el propietario, quien puede ver fácilmente desestimadas sus pretensiones.

Las primeras horas de la ‘okupación’ son decisivas

El abogado Fernando Rodríguez Burgués, especialista en derecho penal de Ilex Abogados, señala que habitualmente el objetivo de los okupas son las casas deshabitadas, las embargadas por los bancos o las segundas viviendas. No suelen ocupar los domicilios que están habitados.

El experto, advierte que ante una ocupación es fundamental actuar dentro de las primeras 24 o 48 horas. Una vez pasado este plazo, la situación se complicará.

Lo primero que tenemos que hacer es presentar una denuncia en la policía por un delito de usurpación de vivienda, solicitando el desalojo como medida cautelar. En la interposición de la denuncia debemos acreditar que somos los titulares de la misma con la escritura de propiedad. En este caso la Policía Nacional podrá desalojar a los okupas sin necesidad de la existencia de una orden judicial.

Si han pasado más de 48 horas y los okupas han cambiado la cerradura se necesitará una orden judicial para su desalojo.

Rodríguez Burgués indica que, «es muy importante que en el procedimiento judicial iniciado, ya sea civil o penal, se solicite como medida cautelar el desalojo de los ocupantes de la vivienda. Evidentemente deberemos acreditar en el Juzgado la propiedad de la vivienda», ha dicho.

En el caso que la vivienda ocupada no sea la habitual sino una segunda vivienda o de vacaciones, lo más aconsejable es iniciar directamente un procedimiento judicial civil solicitando como medida cautelarísima el desalojo de los ocupantes de la misma.

Finalmente, Rodríguez Burgués, aconseja actuar conforme a la ley, evitar acciones usando la fuerza y evitando reacciones impulsivas para no acabar abriéndole el paso a la victoria de quienes han usurpado su propiedad.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Yéssica Salazar

Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo. Con Máster en Gerencia y Tecnologías de la Información. Con infinito amor por el periodismo y los medios audiovisuales que me han permitido conocer nuevos senderos, diferentes y desconocidos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído