José Cavero – PNV-PSE, ningún avance


MADRID, 5 (OTR/PRESS)

Un pacto de estabilidad y gobierno, con Ibarretxe al frente, es lo que plantearon ayer los nacionalistas a los socialistas vascos, en un encuentro de apenas tres cuartos de hora en el encuentro desarrollado en la sede central de los nacionalistas en Bilbao. Los socialistas, a su vez, y al término de la conversación, insistieron en su posición manifestada hace unos días por su cabeza lista, de que quieren constituir un Gobierno presidido por Patxi López. El secretario de Organización de los socialistas, Rodolfo Ares, añadió que el encuentro había transcurrido «según lo previsto», lo que equivalía a decir que no se había producido ningún tipo de entendimiento.

Se trata del primer encuentro de la ronda de encuentros entre los partidos vascos con vistas a la formación de mayorías para la investidura del próximo «lehendakari». Por parte del PNV participaron el presidente del PNV, Iñigo Urkullu, y el lehendakari en funciones, Juan José Ibarretxe y por el PSE, su presidente, Jesús Eguiguren, el secretario de organización, Rodolfo Ares, y los secretarios generales de Alava y Guipúzcoa, Txarli Prieto e Iñaki Arriola. El encuentro se ha llevado a cabo en un momento de máxima tensión entre los dos partidos por la voluntad manifestada de Patxi López de presentar su propia candidatura a «lehendakari» en la sesión de investidura, y de optar a liderar el próximo Gobierno Vasco, en el caso de recibir los apoyos suficientes de las filas del PP y UPyD.

Las manifestaciones de López aconsejando al PNV que se hiciera a la idea de pasar a la oposición «como un partido más», y de entender que el PNV no es la religión ni el régimen de Euskadi, han provocado que Urkullu asegurara horas después que si el PSE se hace con el Gobierno Vasco entenderán este movimiento político como «un golpe institucional», deteriorando aún más, si cabe, la relación entre los dos partidos. El PNV mantendrá en los próximos días entrevistas con las restantes fuerzas políticas con representación en el Parlamento Vasco.

El PP será el último en visitar la sede del PNV en Bilbao. Ambas formaciones están cerrando agendas y parece que el encuentro tendrá lugar a principios de la próxima semana.. El secretario general del PP vasco, Iñaki Oyarzábal señaló el deseo de su partido de celebrar la reunión una vez que tenga el escrutinio del voto emigrante, para hablar sabiendo con seguridad la distribución definitiva de los 75 escaños. Oyarzábal considera muy probable que dicho recuento permita al PSE recuperar el escaño que perdió a última hora del escrutinio del domingo en beneficio de EA, y en ese escenario tendrían más fuerza porque los socialistas sumarían mayoría absoluta sólo con los populares.

Las sucesivas manifestaciones poslectorales han envenenado aún más la relación de los dos grandes partidos vascos, por más que Urkullu haya propuesto un acuerdo amplio de estabilidad política y económica. Pero entiende el PNV que su salida del poder sería una especie de golpe institucional, advirtiendo de que un pacto PSE-PP generaría parálisis institucional o frentismo. Urkullu también considera que «es el momento de pasar página y de cerrar una etapa de enfrentamiento», pero no parece que esté aplicando esa doctrina…

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído