Carmen Tomás – Desde el parqué – Alegrías las justas


MADRID, 4 (OTR/PRESS)

Qué poco dura la alegría en la casa del pobre. Los mercados del mundo reaccionaron positivamente a los resultados de la Cumbre del G-20, pero la realidad de los datos económicos vuelve a poner a los inversores pies a tierra. Personalmente, no creo que la euforia bursátil del jueves tuviera excesivamente que ver con el G-20, porque en realidad más allá de la foto y del intento de aparentar que hay unión y coincidencia en las medidas para afrontar la recesión, la chicha en más bien escasa. Sí van a estudiar cosas, pondrán más dinero, pero lo demás es un catálogo de buenas intenciones que después cada país veremos cómo lo aplica.

De momento en España, la bolsa acaba una buena semana, otra, pero realmente no veo que se pueda consolidar y estos rebotes se conviertan a corto plazo en una escalada. Desde luego motivos no hay ni uno. El Banco de España y también Solbes han dicho que el PIB se va a contraer un 3 por ciento este año y un 1 por ciento en 2010. Las cifras del paro también se disparan y las de endeudamiento exterior. No se ve además en el horizonte ni un atisbo de mejora. Cada dato que sale es peor que el anterior. Y sería un milagro que el PIB sólo cayera este año ese 3 por ciento que dice el banco emisor y ahora la vicepresidencia económica. Olvídense, por supuesto, de esas alegrías absolutamente injustificadas del presidente del Gobierno sobre el inicio de la recuperación en el segundo semestre de 2009. Es, por cierto, el único ser en el mundo y en España, desde luego, que tiene esa visión de la marcha de la economía.

Para desgracia de todos, el presidente del Gobierno sigue instalado en un escenario falso por lo que la inacción y la falta de medidas se hace evidente. Lo acabamos de ver con las cifras del paro. Los resultados del Plan E no se ven por ningún lado. Hemos tenido en términos de empleo el peor mes de marzo de la serie histórica. Es una pena, pero da la impresión de que aunque la bolsa quizás, de momento, haya abandonado la posibilidad de irse a mínimos, no acaba de anticipar atisbos de mejoría económica. Habrá que seguir derrochando paciencia.

CARMEN TOMAS

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído