Isaías Lafuente – Los milagros no existen.


MADRID, 8 (OTR/PRESS)

Alguien piensa dentro del PP que los milagros existen. Por eso, dibujó una estrategia de respuesta al escándalo Correa consistente en desprestigiar al juez que instruyó el primer sumario y a quienes desde los medios fueron difundiendo detalles. Confiaban en el milagro de que desaparecido el instructor la causa se esfumaría, y cuando vieron que el desplazamiento del sumario a tribunales diversos no hacía sino confirmar y ampliar las sospechas de corrupción, se inventaron una teoría conspiratoria según la cual policías, jueces, fiscales, ministros y periodistas se levantaban cada mañana para armar una historia que destruyese al PP. Durante meses, desde Génova han clamado para que se levantase el secreto del sumario. Ya se ha levantado parcialmente y el milagro sigue sin producirse: Gürtel sigue ahí.

Algún día habrá que volver a la foto del mitin de Valencia previo a las últimas elecciones generales; una imagen que congela el momento en el que Rajoy saluda con el gesto de la victoria a miles de militantes mientras Alvaro Pérez, el bigotes, agachado a medio metro de su espalda, trabaja para despejarle el camino hacia el escenario. No está suficientemente explicado qué pintaba allí el hombre que representaba a una trama de la que Mariano Rajoy había decidido desprenderse unos años antes. No está claro si la dirección nacional no fue suficientemente contundente en el despido o si las direcciones regionales de Madrid y de Valencia hicieron oídos sordos a las advertencias del líder.

Quizás el único milagro para el PP sea que Rajoy no ganase aquellas generales. Porque siendo Madrid y Valencia graneros de votos imprescindibles para cualquier victoria no sería descabellado pensar que alguno de los hoy imputados hubiera trepado hasta los aledaños de la Moncloa, llevándose tras de sí a esta corte de delincuentes horteras. Ni la foto ni el sumario pueden volatilizarse, pero si Rajoy se desprendiese definitivamente de sus dirigentes más tocados por la trama haría un gran favor a quienes desde su partido -la inmensa mayoría- trabajan honestamente, viéndose sometidos cada día a la doble tortura de esquivar la sombra de la sospecha y tener que defender a esta pandilla

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído