Carmen Tomás – Maquillaje a granel.


MADRID, 3 (OTR/PRESS)

Un mes más conocemos los datos de paro registrado y un mes más constatamos que son engañosos, por no decir falsos, y desde luego inservibles. Nunca en tantos años de ejercicio de la profesión había visto una estadística tan alejada de la realidad. Dice Trabajo que en el mes de octubre hay en España 99.000 parados más que hacen un total de 3,8 millones. Primero hay que decir que estos datos están maquillados, ya que deja fuera de las listas a prácticamente medio millón de parados que están en cursos de formación o eventuales agrarios. En todo caso, si el dato se desestacionalizara, el paro en octubre habría afectado a 107.000 personas.

En todo caso, este dato se acercaría algo más, el de los 4,3 millones, a lo puesto de relieve por la EPA. Pero es que ni aún así coinciden con el criterio europeo. Hace apenas unos días la oficina estadística europea Eurostat dijo que en España hay 4,7 millones de desempleados. Y tampoco estaríamos en lo cierto o ¿es que un autónomo que ha echado el cierre a su negocio no es un parado? Según las federaciones de trabajadores autónomos en el último año más de 500 de media cada día se han ido al paro.

La ministra de Economía y su escudero Campa siguen mintiendo al analizar estos datos y al aventurar cifras mejores para los próximos meses. Parece que todos los meses hay que decir que los siguientes serán mejores cuando saben de sobra que eso es incierto. Ningún análisis serio de la evolución de la economía española en los próximos meses, quizás años, hablan de una recuperación clara del empleo en España. Hasta el ex ministro Sevilla ha dicho estos días que no veremos tasas de paro del 8 por ciento hasta 2014 y eso si se hacen las reformas necesarias sobre todo la del mercado laboral, incluso abaratando el despido. Todo el mundo coincide en que España verá llegar el paro al 20 por ciento de la población activa y que los cinco millones se consiguen este año. Mientras, el Gobierno sigue no sólo embarrando con discursos falsos sino que no toma medidas correctas y muchas de las que toma son en la línea contraria a la que se requiere.

Léase los Presupuestos Generales del Estado para 2010 inflados en ingresos y exentos del necesario recorte drástico del gasto. El otro dato dramático lo aporta la afiliación a la Seguridad Social que cae en octubre y suma en un año casi el 6 por ciento, más de un millón de cotizantes.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído