Mabel Redondo – Entre Bambalinas – Dios los cría y ellos se juntan.


MADRID, 8 (OTR/PRESS)

Siempre me he declarado una ferviente y convencida seguidora de la crónica social, pero de la misma manera reconozco que hay semanas en las que las informaciones que fluyen sobre los asuntos de famosos y pseudofamosos me resultan aburridas, simplemente porque o no sucede nada nuevo o se le da mil vueltas a una historia que no tiene gran recorrido. Para que una información interese tiene que sorprender(para bien o para mal) y el factor «sorpresa» no siempre se da ni en las portadas de las publicaciones ni en las saturadas tertulias televisivas.

Sin embargo despedíamos el 2009 y recibíamos el 2010 con «noticias frescas» sobre esas nuevas parejas que se han creado en las últimas semanas e incluso en los últimos días de diciembre.

Básicamente nos centraremos en tres de ellas. Sorprendió y mucho la de Cayetano Martínez de Irujo con Mónica Hoyos, algunos incrédulos pensaron que ese affaire de una noche en el ya conocido «Dejaté Besar» (por cierto que los propietarios de este local madrileño ya pueden estar contentos con la publicidad gratuita que les estamos haciendo los medios, y no será porque las copas las regalan), pero no, la cosa ha llegado a mayores. Cayetano se lió la manta a la cabeza y no se andó con chiquitas para invitar a Mónica Hoyos a pasar la nochevieja a Kenia, allí está su refugio, el lugar en el que deja rienda suelta a sus pensamientos y tal vez donde medita las transiciones de una etapa a otra de su vida.

Hay quien opina que la Duquesa no ve con buenos ojos la relación, pero ¿no es de derecho que un hombre de 46 años elija libremente a la persona con la que quiere perderse en aguas de Malindi?, digo Malindi porque es la playa en la que la pareja ha sido fotografiada aún a sabiendas de que eran objetivo de paparazzi que lógicamente merodeaban por la zona. Eran fotos seguras, valiosas, esperadas y por supuesto de portada de «Hola», que es donde muchos personajes ansían salir pero se quedan con las ganas.

Otra pareja a la que se le da menos «bombo» pero no por eso deja de salir es la que forman Gonzalo Miró y Amaia Montero. El ex de Eugenia Martínez de Irujo y la cantante parecen tener un feeling que queda patente en las instantáneas que les han sacado mientras disfrutaban de un romántico viaje a Buenos Aires. Estos se han ido aún más lejos que la pareja anterior, tal vez creían que se escaparían de los objetivos, pero no ha sido así. Las fotos de la pareja reflejaban una cena en un restaurante de la capital argentina, sus miradas y sus gestos hablaban por sí solas, lo suyo va en serio. Desde estas líneas felicito a Amaia por su naturalidad a la hora de hablar de su noviazgo con Miró. Digan lo que digan, se nota cuando una artista tiene recursos para hablar incluso de asuntos a los que no está acostumbrada. Gonzalo ha vivido más de cerca esa persecución, primero por la muerte de su madre Pilar Miró, él era un jovencito que en ese momento despertó mucha ternura, y luego fue objetivo de las cámaras por su relación con Eugenia Martínez de Irujo, esto último le marcó mediáticamente y decidió su destino profesional convirtiéndose en copresentador junto a Concha García Campoy.

Amaia es lista y sabe que responder con una sonrisa cuando se le pregunta por su relación con Gonzalo Miró no tiene precio y además es una buena forma de ganarse al personal. Reconozco que esta chica me hace gracia.

Pero seguro que a Tamara Falcó no le han hecho ni «pizca» de gracia los últimos comentarios, algo maliciosos pero reales, sobre su «estrecha amistad» con Luis Medina. La hija de Isabel Preysler y el hijo de Naty Abascal han sonado en estos días como posible pareja pero al parecer Luis no piensa ir más allá de la milla de oro con Tamara. ¡Que disgusto!, osea, me cuesta comprender que dos personas que tienen orígenes tan afines y que guardan tantas similitudes en cuanto a educación y metas en la vida no lleguen a encajar del todo. Cuentan que al «niño» de Abascal le van las juergas y a Tamara la vida más tranquila. Con este desengaño Tamara se presenta más real que nunca, ella que lo tiene todo no termina de encontrar a su «Príncipe Azul», digo «Príncipe» porque seguro que ella se lo imagina así. Es bonito soñar.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído