Cayetano González – Calvario europeo para Zapatero.


MADRID, 11 (OTR/PRESS)

El potente y eficaz equipo de imagen y propaganda que rodea al presidente del Gobierno en la Moncloa y en el PSOE seguro que no tenía previsto los malos resultados cosechados en estos primeros días de presidencia rotatoria española de la Unión Europea encarnada en la persona de Zapatero. Era muy difícil prever tantos fiascos y fracasos en sólo once días, pero ya se ve que la realidad, una vez más, supera a la ficción.

La cosa ya empezó mal cuando en un video institucional estrenado el 1 de enero, Zapatero dijo, sin mover un músculo, que su objetivo prioritario en este semestre era sacar, ¡nada más y nada menos!, a Europa de la crisis. Eso, dicho por Merkel o Sarkozy todavía podía tener alguna credibilidad, pero anunciado por el presidente de un país donde, desgraciadamente, la tasa de paro está ya cerca del 20 por ciento de la población activa, suena a broma macabra. Luego vino lo de Mr. Bean colándose en la página web de la Presidencia española, con el consiguiente río de chistes y comentarios. En la víspera de Reyes, Zapatero y sus asesores no tuvieron otra idea mejor que reunir en la Moncloa a Delors, Felipe González y Pedro Solbes. Joaquín Almunia, que estaba también invitado, se escaqueó hábilmente de lo que se vino en denominar la foto de los reyes del paro.

Pero no para ahí la cosa. Prestigiosos medios de comunicación británicos y americanos han publicado análisis muy duros sobre la situación española y la incapacidad manifiesta del actual Gobierno y de su presidente para superarla. Asimismo, el nuevo presidente, en este caso permanente, de la Unión Europea, manifestaba el pasado viernes, teniendo a Zapatero al lado, que no ha tenido tiempo de ocuparse de Cuba, después de que nuestro presidente -tras el feo infringido al eurodiputado socialista Luis Yáñez al no dejarle entrar en ese país- dijera que hay que ser más exigentes con el régimen castrista, pero manteniendo la puerta abierta para futuros entendimientos. Por último, este pasado domingo, Alemania ha dejado muy claro que rechaza la propuesta hecha por Zapatero de sancionar a aquellos Estados miembros de la Unión que no cumplan los objetivos que se fijen en la nueva estrategia económica.

En resumen, que lo que prometía ser un escaparate internacional donde Zapatero intentara recuperarse de su maltrecha imagen puede convertirse en un auténtico calvario para nuestro presidente. Si en sólo once días ha cosechado tantos fracasos, es difícil imaginar como puede llegar al 30 de junio cuando acabe la Presidencia española. Zapatero está viviendo sus horas más bajas desde que hace cinco años y nueve meses llegó a la Moncloa. Todas las encuestas le son desfavorables, no sólo en términos de intención de voto, sino en el terreno de la confianza que suscita su persona y acción política. Hasta en su partido empiezan a darse tibios apuntes de cuestionamiento de su liderazgo. Es verdad que de momento son tibios, pero también lo es que ningún partido se suicida, políticamente hablando, voluntariamente. Y en el PSOE siempre han gozado de buen olfato para detectar estas situaciones.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído