Andrés Aberasturi – Predicar con el ejemplo.


MADRID, 11 (OTR/PRESS)

Anuncia Rajoy a bombo y platillo que las comunidades en las que gobierna el PP no van a subir los impuestos. Es una buena noticia -eso sí, sólo para los que vivan en esas comunidades- pero ciertamente el anuncio debería ser el comienzo de una gestión distinta y alternativa a la del Gobierno central y que hasta ahora no ha existido salvo pequeñas excepciones.

Se acusa al Partido Popular de oponerse a todo pero no mojarse en nada o recurrir a generalidades sin presentar nunca un plan concreto y completo para salir de la crisis. ¿No van a subir los impuestos para los «ricos»? Pues ya es algo, pero en estos seis años podrían haber hecho mucho más. Como se sabe, una parte enorme de la gestión ciudadana está transferida a las comunidades y son sus gobiernos los que manejan cosas tan sensibles como la educación o la sanidad. ¿Qué han hecho esas comunidades del PP en estos dos aspectos? La verdad es que poco y con un coste -también hay que reconocerlo- bastante grande.

Tanto la educación como la sanidad -por poner dos ejemplos muy sencillos- están pidiendo a gritos una reforma profunda que no pasa necesariamente por cargase la dichosa Educación para la Ciudadanía sin más ni por imponer o rechazar el copago en sanidad. Hay cosas que están en la cabeza de todos y que parecen tan obvias que no se entiende cómo es posible que no se hayan ya abordado. No creo que sea el momento de enumerar algunas de estas soluciones, pero aunque ignoro si el o la responsable de educación del PP está en ello, sí puedo afirmar que *. sabe perfectamente por dónde empezar a meter mano en la sanidad. ¿Por qué no lo hacen allí donde pueden? ¿Por qué no lo han hecho ya? Se sabe que te pueden montar manifestaciones y acusarte de algo tan absurdo como de intentar privatizar el sector; que se lo digan a Esperanza Aguirre. Pero si quedamos en que gobernar es hacer las cosas bien aunque haya que pagar un precio, pues habrá que soportar esas algaradas con buen ánimo si, de verdad, se cumplen objetivos de interés común.

Anunciar la no subida de impuestos está muy bien entre otras cosas porque las últimas subidas de Andalucía y Extremadura son tan sólo populistas y demagógicas y no van a servir nada más que para una posible salida de capitales y ni eso. Pero hay cosas más serias y de más calado que el PP tendría que haber hecho ya o podría empezar a hacer para mostrar con hechos a la ciudadanía que si son alternativa de gobierno. Y, ya puestos, cuando alguno -o alguna- da un paso en ese sentido, no convertirla en polémica ni verso suelto o mal atado. Hay que predicar con el ejemplo, que obras son gobierno y no buenos programas.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído