José Cavero – También Rajoy hizo balance


MADRID, 31 (OTR/PRESS)

No solamente el presidente del Gobierno, hizo balance este viernes, al acabar el curso político y concluir uno de los periodos de vida política más intensos. También Mariano Rajoy hizo su propio balance, aprovechando una nueva visita a Toledo, donde acude a menudo, en los últimos tiempos, en apoyo de la campaña electoral que hace su candidata a la presidencia regional manchega, la secretaria general del PP, Dolores de Cospedal.

Rajoy dio «la otra cara de la moneda»: Si Zapatero se felicitaba de haber conseguido una reforma laboral adecuada para los tiempos, y justificaba los datos del paro divulgados horas antes por la EPA -son malos datos, pero hay creación de empleo; la recuperación está en marcha, pero será muy lenta; estamos haciendo las grandes reformas que teníamos pendientes… , Rajoy, en cambio, no ve nada positivo: Zapatero ni tiene apoyos ni va a crear empleos. Ve «injustos» los datos del paro, que sitúan el porcentaje por encima del 20%, y asegura que su partido «no se resignará a ellos»… Y aprovecha la ocasión para exigirle explicaciones sobre la nueva política penitenciaria y le recuerda que no debe negociar con ETA. Zapatero, por su parte, ha negado que haya novedades en estas materias: La política penitencia no es más que una continuación de la que han venido haciendo todos los gobiernos democráticos españoles. Y con ETA no hay que negociar nada, sino esperar a que vean la inutilidad de la que llaman «su lucha» y decidan dejar sus armas.

El presidente del Partido Popular, con compañía de la secretaria general, María Dolores de Cospedal, Rajoy visitó este viernes por la mañana el Museo del Ejército de Toledo, y seguidamente acudió al Comité Ejecutivo Regional del partido. Ante los militantes, repasaba los datos del paro y atacaba al Gobierno por aprobar la reforma laboral, «que no tiene el apoyo de nadie». «El Gobierno no ha querido acordar con el PP, es su responsabilidad», dijo Rajoy.* El líder conservador ha criticado las cifras del paro recordando las cifras de desempleo que dejó su Gobierno. «En el año 96 nos dejaron un paro del 22%. En el 2004 era del 10% y ahora es el doble, del 20%», ha dicho Rajoy, que simplificaba con gran capacidad de síntesis «el balance del Gobierno de España y de sus políticas».

«No se puede decir que no se le advirtiera», ha añadido en referencia al presidente del Gobierno.*Para Rajoy «ésta ha sido la etapa del desempleo, de los recortes y de la falta de seriedad, el rigor y el sentido común». De este modo, el presidente del PP hacía su propio balance del primer semestre de 2010 antes incluso de que lo hiciera Zapatero en la Moncloa. Rajoy resumió en cinco los temas «sustanciales» que han tenido lugar en España: el desempleo; «mayor pobreza» de los españoles; un país «intervenido» por la UE; el «problema» del Estatut; y recortes sociales «inaceptables».*Y concretó aún más: Pobreza, paro y crisis institucional en Cataluña». Tras esta enumeración, el presidente del PP quiso presentar a su partido como un partido que «tiene programa» y que «tiene ideas», frente a un Gobierno que «ha hecho lo que ha querido en política económica». «Hemos apoyado muchas iniciativas del presidente del Gobierno, incluso algunas importantes», ha añadido Rajoy. «Lo que no hemos apoyado son disparates», ha concluido.

En toda la intervención del presidente del PP, no se escuchó una sola mención al acto en el que, la víspera, el presidente valenciano Francisco Camps abrió, por sorpresa, la precampaña electoral, pese a que aún no están claros los procesos judiciales abiertos contra el presidente regional ni está decidida su continuidad como candidato. Rajoy evitaba hablar sobre este asunto durante su comparecencia y prefería guardar silencio cuando no acudió a respaldar a Camps a Valencia, prefiriendo asistir a una caracolada en Lleida…

Sin embargo, en la crónica del diario El Mundo se ha señalado que Camps produjo perplejidad en Génova y enfado en el PP de Valencia. Y revela que había informado a Rajoy de que «iba a decidir cosas», pero no el alcance, ni cómo las haría. El País también asegura que Camps comunicó a Rajoy que iba a lanzar la campaña electoral, mientras la nueva coordinadora cree muy improbable que sea condenado. Añade la crónica de El Mundo que ni un solo dirigente nacional defendió al barón valenciano tras su desafío…

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído