Carlos Carnicero – Hay más Strauss-Kahn.


MADRID, 9 (OTR/PRESS)

Lorena Torres, líder del sindicato de limpiadoras, de Estados Unidos, ha estado en directo en el programa La Ventana, contando las vejaciones que muchas veces sufren las limpiadoras de hotel por parte de sus clientes. Y nos ha hablado del coraje que tienen que tener para denunciar a hombres poderosos como Dominique Strauss-Kahn, ex presidente del Fondo Monetario Internacional (FMI)

Estando procesado por varios presuntos delitos de agresión sexual, intento de violación, etc. el político socialista francés no tiene inconveniente en seguir exhibiendo su poderío. Vive un una mansión en Manhattan por la que paga 35.000 dólares mensuales, mientras espera juicio, contando con los dos más caros abogados penalistas, uno de ellos especializado, entre otros temas, en defensa de miembros de la Mafia.

No hay pudor, no hay ejemplaridad, en la conducta del ex presidente del FMI, que sin dudar de su presunción de inocencia, está siendo defendido por muchos hombres que acusan sin prueba a la presunta agredida de mentir para sacar beneficio.

¿Es admisible que el acusado, en libertad provisional con el pago de un millón de dólares de fianza en efectivo y otros cinco millones en garantías, tenga derecho a la presunción de inocencia y la presunta agredida, una mujer humilde que vive en el Bronx, no tenga derecho a que su versión tenga crédito.

Si extrapolamos esta situación, cuando llega una mujer vejada a una comisaría, a denunciar una violación, ¿es razonable que se cuestione de primeras su acusación?, doblando la apuesta de la ignominia sufrida. Ha estado excelente Lorena Torres defendiendo a las afiliadas a su sindicato y a todas las personas que limpian nuestra habitación cuando dormimos en un hotel.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído