Julia Navarro – Escaño cero – Las tijeras de Rajoy.


MADRID, 16 (OTR/PRESS)

De entre las pocas cosas que José Luis Rodríguez Zapatero hizo bien sin duda está la Ley de Dependencia. Eso sí, una vez aprobada la ley Rodríguez Zapatero falló en lo principal que fue no dotarla de un presupuesto suficente. Pero la ley ahí estaba y venía a completar nuestro Estado del bienestar.

Ahora el Gobierno de Rajoy la ha mandado directamente al limbo. El tijeretazo a la ley de Dependencia es solo un ejemplo de las políticas que el Gobierno ha puesto en marcha en su plan de ahorrar. Verán, yo no dudo de las buenas intenciones del Presidente Rajoy. No creo que sea un sádico que disfruta subiendo el IVA, recortando prestaciones sociales, quitando la paga extraordinaria de Navidad a los funcionarios, etc, etc, etc.

Le supongo lo suficientemente cabal para saber que estas y el resto de las medidas que va a poner en marcha no pueden ser aceptadas sin más por los ciudadanos y que se abre una etapa de inestabilidad social.

Lo que sí creo es que el Presidente ha elegido un camino pudiendo haber elegido otro. No hay una sola política ni una sola receta para salir de la crisis. La prueba es que en Estados Unidos el presidente Obama puso en marcha medidas diferentes de las que en la Unión Europea la señora Merkel y compañía se han empeñado en imponernos.

Incluso dentro de la UE el nuevo Presidente de Francia, François Hollande tiene un programa diferente al de la señora Merkel para abordar la crisis, programa que esta poniendo en marcha y que tiene como principal objetivo no desmantelar el Estado del bienestar y que no recaiga ni en los trabajadores ni en las clases medias los costes de la crisis.

Además, desde que estalló la crisis hemos escuchado a distintos economistas, Premios Nobeles incluidos, dar recetas de lo más variadas para afrontar la crisis. Pero Mariano Rajoy ha decidido seguir los dictados de Merkel y no se sale del guión escrito por la canciller de Alemania y que hasta ahora lo único que ha provocado es más paro, más recesión, menos derechos y más crisis. O sea que es una política que no está sirviendo de nada, sino que está empeorando la situación, y si no que se lo pregunten a los griegos y a los portugueses.

Tengo la impresión de que nuestro Presidente no tiene la capacidad de liderazgo suficiente para plantar cara a Merkel y decirle que hasta aquí hemos llegado. Más o menos es lo que ha hecho el presidente frances, François Hollande que con sus modales sobrios y sin alzar la voz le ha dejado claro a Alemania que en Francia la política hace él.

Pero me temo que nuestro Presidente ha optado por el camino de la ortodoxia merkeliana y que no está siendo capaz de hacer valer que España es un viejo país amen de la cuarta economía de la UE. De manera que no basta con que desde el PP digan que comprenden el cabreo monumental que tenemos los ciudadanos sino que consideren la posibilidad de cambiar las recetas merkelianas por otras recetas que no pongan en jaque a nuestro país que es lo que ahora está pasando.

La política de las tijeras no es la más adecuada para combatir la crisis. Ojo, no digo que no haya que ahorrar y gasta mejor, digo que hay que saber de dónde se ahorra y sobre todo que la consecuencia del ahorro no puede ser el desmantelamiento del Estado del bienestar.

Ya digo que doy por descontadas las buenas intenciones de Mariano Rajoy pero lo que no doy por buena es la política de las tijeras ni el seguidismo a Alemania. Seguramente Rajoy es un político que en una situación de normalidad habría gobernado sin sobresaltarnos, pero sinceramente dudo de que sea el hombre para esta situación precisamente por ese falta de «punch», de liderazgo.

O Mariano Rajoy se sienta a hablar con Oposición y sindicatos y pacta un programa para afrontar todos juntos la crisis, pero un programa que no se base solo en austeridad, o cada día que pase le será más difícil gobernar. En una situación como esta no basta tener mayoría absoluta sino cuenta con el apoyo de los demás. Si se empeña en no contar con nadie se equivocará. Lo malo es que su equivocación la pagaremos los ciudadanos.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído