Julia Navarro – Escaño Cero – Las trampas de Mas.


MADRID, 26 (OTR/PRESS)

Artur Mas hace trampa. Sí, hace trampa porque se ha envuelto en la bandera del independentismo para disimular su absoluta incapacidad y la de su Gobierno para hacer frente a la crisis económica que asola a Cataluña, lo mismo que al resto de España, y que en el caso de Cataluña la crisis ya se ha cobrado ochocientos mil puestos de trabajo.

Pero Artur Mas no solo hace trampa, también está haciendo gala de una dosis altísima de irresponsabilidad planteando las próximas elecciones autonómicas como una batalla entre nacionalistas y quienes no lo son. Con este planteamiento Artur Mas planteará una campaña en que lo importante no son programas electorales que den respuesta a los problemas reales de los ciudadanos, sino que en el caso de los independentistas el programa consistirá en librar a la independencia la posibilidad de un futuro de vino y rosas.

El camino que ha emprendido Mas no es el de un político con altura de miras y sobre todo con soluciones para afrontar la crisis, sino que como realmente no tiene un programa capaz de afrontar los problemas de la sociedad catalana ofrece a esta el humo de las emociones y no hay nada más irracional que una emoción.

Frente a Artur Mas nos encontramos a dos políticos, Rajoy y Rubalcaba, que parecen incapaces de perfilar un mensaje claro y rotundo a la sociedad catalana diciendo lo evidente que no cabe una aventura secesionista. Cuentan en los aledaños del PP lo mismo que en los del PSOE que sus líderes lo que tratan es de no echar más leña al fuego y que es mejor tener una actitud «amable» que ir a la confrontación.

Yo no creo que haya que ir a la confrontación, pero sí dejar las cosas claras para que nadie se lleve a engaños, y menos que nadie la sociedad catalana. Saben, a veces los políticos crean más problemas de los que resuelven y me parece a mí que Artur Mas pertenece a esa categoría de políticos. Hasta el momento, la gestión de Mas ha consistido en aumentar el número de parados, en recortar derechos sociales, en cerrar plantas de hospitales, en cobrar por las medicinas, etc, etc, etc. Es decir, en dos años no solo no ha arreglado ni un solo problema sino que ha creado otros nuevos. Podrán decir que recibieron una herencia nefasta, y es verdad, los años de gobierno del tripartito son otro ejemplo del mal gobierno. Pero dos años después la única receta de Mas pasa por intentar embaucar al personal haciéndole creer que con la independencia Cataluña se convertirá en un foco económico de primer orden y que la crisis desaparecerá.

Pero lo peor de todo es que Artur Mas y CiU van a cometer un auténtico disparate quebrando la convivencia de la sociedad catalana, porque de ahora en adelante lo van a tener difícil todos aquellos que no hagan profesión de fe independentista.

El aventurerismo político de Artur Mas y CiU lleva a un camino sin salida que solo va a provocar más frustración. Lo que me da más rabia es ver como unos cuantos políticos están engañando a la gente con quimeras debido a su incapacidad de arreglar los problemas reales. En definitiva, están estafando a la sociedad a la que representan.

GRAN SELECCIÓN DE OFERTAS MULTI-TIENDA

CONSOLAS

ACTUALIZACIÓN CONTINUA

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído