¿Qué por qué 2013 estၠclarísimo?

De la fórmula que compone el PIB (Producto Interior Bruto), que es una de las formas en la que los economistas medimos el crecimiento económico, el consumo representa en una economía desarrollada no menos de 65%. Inversión, gasto público y sector exterior explican el 35% restante.

PIB= Consumo+Inversión+Gasto Público+(Exportaciones-Importaciones)

Cuando el Gobierno de Zapatero diseñó el Plan E, lo hizo con esta fórmula delante. Como los españoles reducíamos el consumo, la forma de sostener el crecimiento era incrementar el gasto público. Así mantendríamos el PIB durante el periodo de “contracción cíclica” que según el Gobierno de entonces era lo que padecía España.

Hoy sabemos que el Plan E fue un desastre en todos sus términos, y una oportunidad más para la corrupción y el despotismo, costumbres por estas tierras tan arraigadas. Quien tenga dudas que revise el informe del Tribunal de Cuentas. Sobre el carácter de “contracción cíclica” de la crisis, no es preciso hablar.

De igual modo que hemos padecido una sobredosis de incontrolado gasto público, ha ocurrido lo mismo con la inversión, en ambos casos utilizando en gran medida recursos prestados. Como la rentabilidad de las inversiones (infraestructuras y construcción) se desploma y el coste de los recursos prestados sube, la ecuación tiene difícil cuadre.

Los bancos españoles (incluidos los que están mejor) no consiguen refinanciar en los mercados internacionales la deuda que les vence, de modo que no les queda otra que vivir del BCE. Antes de regresar de nuevo al consumo, nos queda el sector exterior, que es el único lugar de la fórmula del PIB por donde llegan buenas noticias, aunque no hay que engañarse.

Una parte muy importante de la mejora es consecuencia del desplome de las importaciones y desafortunadamente no hay amenaza alguna sobre eso. Las exportaciones crecen, pero la economía europea se frena, y allí se dirigen el grueso de nuestras exportaciones.

Somos el cuarto país por importancia del euro. Repasemos los otros tres. Alemania celebra elecciones, y no le va mal a la Canciller en las encuestas de modo que no es probable que cambie nada. Peor aún es que habrá que esperar a otoño.

Al menos serán antes, en febrero, las elecciones en Italia. Dicen algunos que la inestabilidad allí no sienta mal aquí. Una estupidez, tanto como la contraria.

En Francia, al presidente Hollande, empieza a comparársele demasiado con Zapatero, con la diferencia de que aquello está lleno de franceses, a los que no les gusta nada que les toquen sus derechos. Y si les da por protestar…

Aquí aguantamos, pero allí… No en vano siempre se ha dicho que es el país más comunista de Europa. De momento, la medida estrella del presidente francés ha saltado por los aires a manos del Consejo Constitucional.

El argumento para tumbar el impuesto del 75% a las grandes fortunas es más técnico que de fondo, pero sirve para echar atrás de forma temporal la medida estrella del presidente francés. En relación al líder que el socialismo europeo esperaba como elemento de contención ante la política de austeridad alemana, ni está, ni se le espera.

No le queda más a Rajoy que seguir pegado a Merkel, y eso nos devuelve al principio: al consumo. Explica el consumo las dos terceras partes del PIB, y aprendimos con Keynes que el consumo es función de la renta. A más renta, más consumo, y las rentas son fundamentalmente salarios, además de intereses y dividendos.

Quizá los dos últimos puedan no tener un mal año, pero ¿y las rentas por salarios?, ¿hablamos de las rentas presentes o de las futuras?. Las encuestas dicen que en Europa solo los griegos son más pesimistas. Será sobre el futuro, supongo.

En resumen, que aunque la economía es también un estado de ánimo y es en el campo anímico donde se está centrando el Gobierno, a pesar de lo que puedan decirle relativo a la incertidumbre de 2013, pocas veces se puede empezar un año con un panorama tan claro.

Esta clarísimo que este año tampoco salimos de esta. Que eso no nos impida los buenos deseos: FELIZ 2013. …
Seguir leyendo >>

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído