Escaño Cero – Con plan o sin plan


MADRID, 1 (OTR/PRESS)

Bueno pues ya hemos confirmado lo que sabíamos: que Mariano Rajoy no va a ser investido presidente. Ahora lo que queda por saber es si Pedro Sánchez va a presentar un plan alternativo, es decir si se va a tirar a la piscina intentando ser él el candidato y por tanto presentándose a una sesión de investidura en octubre.
Si no es así lo mejor es que lo diga cuanto antes y que se convoquen las terceras elecciones porque lo que resulta agotador es esta función de teatro que no se acaba nunca.
La cuestión es: ¿Se atreverá Pedro Sánchez a formar gobierno con Podemos y con los partidos nacionalistas o intentará como le ha pedido una plataforma de intelectuales que el intento lo haga con Podemos y Ciudadanos?. No hay más combinaciones posibles y es de suponer que Sánchez tiene algún plan alternativo además de repetir que «no» es «no» a Mariano Rajoy.
Otra cuestión: ¿Le permitirá el PSOE que pacte con Podemos? ¿Harán la vista gorda ante un acuerdo con los nacionalistas? El acuerdo con los nacionalistas puede ser «pasivo» o «activo» es decir que le voten a favor o se abstengan, pero ambas opciones tienen un precio y todos sabemos cual es.
Por tanto solo queda por saber cual es el pan o el antiplan de Pedro Sánchez después de haber salido más que airoso del debate de investidura de Rajoy.
Y es que los políticos tienen que ofrecer soluciones, no basta con hacer un diagnostico, aunque sea tan brutalmente certero como el que ha hecho Sánchez en la tribuna del Congreso sobre los años de Gobierno de Rajoy.
La enfermedad que padecemos ya la sabemos, ahora hace falta que nos digan cual es la cura algo a lo que Sánchez no ha respondido hasta el momento.
Eso sí por más que Sánchez y los suyos protesten diciendo que si hay terceras elecciones la culpa será de Mariano Rajoy lo cierto es que para la inmensa mayoría de la opinión pública la responsabilidad será del PSOE. Las cosas a veces son lo que parecen y no lo que son.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído