Manuel del Rosal: «Pedro I el desenterrador»

Manuel del Rosal: "Pedro I el desenterrador"

Pedro Sánchez ha dicho en la ONU que la exhumación de Franco es un triunfo de la democracia. Que yo sepa, Sánchez no ha sometido a votación la exhumación.

“El odio es la venganza del cobarde” George Bernard Shaw, premio Nobel de Literatura 1925

A partir de ahora el paro, la desigualdad, la pobreza energética, los desahucios, los divorcios, el fracaso escolar, los niños en el umbral de la pobreza, las listas de espera de sanidad etc. desaparecerán. Las fuentes manarán leche y miel, los ríos dejarán de estar contaminados, todos los medicamentos serán pagados por la seguridad social, los jubilados verán sus pagas aumentadas en un 100%, los sueldos alcanzarán subidas de dos dígitos. ¿Y todo esto como podrá ser? ¡PUES PORQUE PEDRO SÁNCHEZ VA A EXHUMAR LOS RESTOS DE FRANCO! Que mientras estaban enterrados en el Escorial, impedían los avances económicos y sociales de España. ¡No os enteráis! Eran los huesos de Franco los que impedían el progreso de España. A partir de ahora España navegará viento en popa siendo envidiada por todas las naciones del mundo. Franco, no solo está muerto, sino exhumado. La victoria de las izquierdas ha llegado de la única forma que podía llegar: ¡CUARENTA Y CUATRO AÑOS DESPUES DE HABER MUERTO FRANCO! Es la clásica victoria de los cobardes, esperar a que todos los enemigos que les vencieron estén muertos. Es la clásica victoria del odio añejo mantenido a lo largo de más de 80 años por quienes nunca aceptaron que habían perdido la guerra. Es la clásica victoria de quienes fueron vencidos por carecer de la valentía y la inteligencia necesarias para ganar. Es la victoria pírrica, paupérrima y famélica de los que, en el campo de batalla, no pudieron ni supieron vencer. Es la victoria, en definitiva, del odio y el resentimiento mantenido durante todos estos años envuelto en bolas de naftalina para evitar sus efluvios tóxicos. Es la victoria de papel mojado, globos de colores y confetis de Pedro Sánchez que, a falta de poder ofrecer a los ciudadanos soluciones a sus problemas, los manipula haciéndoles creer que, con Franco fuera del Valle, España y los españoles nos elevaremos a las más altas cotas de bienestar que jamás se conoció en España.

Y lo peor de todo es que habrá millones de españoles que creerán que con la exhumación de Franco, seremos todos felices.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído