Manuel del Rosal: «El bloqueo de Pedro»

Manuel del Rosal: "El bloqueo de Pedro"
Pedro Sánchez con Quim Torra. PD

las adormideras socialistas esparcidas por figurones de cartón, más o menos serios, que barajan con grandes aires de hierofante frases conceptuosas, sin ningún valor filosófico ni práctico” Pio Baroja “La lucha por la vida”

La última frase que ha salido de boca de Pedro Sánchez, hierofante del socialismo, la pronunció en la entrevista que la cadena amiga Sexta televisión le hizo el pasado día 25. Arropado por García Ferreras que, como siempre, ejerció de mamporrero; Pedro se dejó caer con esta frase: “El problema no es ganar por más o menos, sino que necesitamos una amplia mayoría para evitar el bloqueo”

Necesitamos dijo, no necesita España. Y olvidando que el bloqueo fue propiciado por él en la confianza de que llegando a nuevas elecciones ganaría por goleada lo que le permitiría gobernar en solitario, pide de nuevo que se le conceda la gracia de apoyarle sin contrapartidas por su parte para “desbloquear lo que él bloqueó”.

Existe una leyenda que habla de cómo un capitoste regional conocido por todos como embustero, manipulador, entreverado, perverso, disimulador; que jamás había ido por derecho y que por conseguir sus propósitos había ido dejando un reguero de afectados y damnificados por sus tejemanejes, quiso decorar su casona con piedra y mármol. Había oído hablar de un marmolista con fama de artista y fue en su busca para que le hiciera el trabajo. Subido sobre su caballo emprendió el camino hacia el lugar donde supuestamente vivía el marmolista. Cercano ya al lugar, ante él apareció una bifurcación y no sabía que camino coger. Suspiró al comprobar que muy cerca había una herrería y se acercó a ella para preguntar al herrero. – Buen hombre, me podría indicar donde vive ese marmolista del que todos hablan como un artista – Si, y es muy fácil llegar, pero usted nunca podrá hacerlo – ¿Cómo que yo nunca podré llegar hasta él? – Usted nunca podrá llegar hasta él porque para llegar allí hay que ir por derecho.

No sabemos lo que nos deparará el resultado del 10N, de lo que si estamos ciertos es de que Pedro Sánchez, al igual que ese capitoste, ha ido dejando a lo largo de su caminar hacia la Moncloa un manual de mentiras, falsas promesas, perversiones, frases vanas, postureo, acuerdos viles, uso y utilización de las instituciones etc. sin haber nunca caminado por derecho. La última maquinación ha sido el bloqueo creado por él mismo, pero endosado a los demás partidos en un ejercicio más de manipulación. La diferencia entre el capitoste del cuento y Pedro es que para llegar al marmolista había que ir por derecho, mientras la mayoría de las veces, para llegar a la Moncloa basta con manipular, adocenar, mentir, tergiversar la verdad, traicionar, intoxicar, atontar al personal con embelecos etc. y en este proceder Pedro Sánchez, arropado por Ivan Redondo, es un maestro.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído