LAS COSAS DE LOS PROGRES ESPAÑOLES

Irene Montero y los de Podemos se enfadan porque le haya caído la prisión permanente a ‘El Chicle’ por asesinar a Diana Quer

Irene Montero y los de Podemos se enfadan porque le haya caído la prisión permanente a ‘El Chicle’ por asesinar a Diana Quer
Irene Montero y El Chicle. PD

No tienen vergüenza, ni la conocen. Después de que José Enrique Abuín Chey, El Chicle, haya sido condenado a la pena de prisión permanente revisable por el asesinato de Diana Quer, Podemos, a través de su secretaria de Feminismos Interseccional y LGTBI, Sofía Castañón, ha cargado contra la resolución judicial.

El propio Pablo Iglesias ya dijo en su día que  «El Chicle» no debería ser condenado a la prisión permanente revisable porque «la política penal no puede estar guiada por sentimientos de venganza».

¿Opinaría igual Iglesias si le hicieran a su hija lo mismo que le hicieron a Diana Quer?

Resulta un ejercicio de hipocresía superlativo que Iglesias considere que la prisión permanente revisable responde a un sentimiento de venganza, sobre todo después de que Podemos «celebrara» la condena a cadena perpetua para los principales responsables de la represión durante la dictadura argentina.

Resulta obvio que Podemos utiliza una doble vara de medir y que las resoluciones judiciales las valora por criterios de sectarismo ideológico.

Es evidente que los podemitas arremeten contra la sentencia, apuntando a PP, Ciudadanos y obviamente VOX, que son los partidos que defienden la aplicación de la prisión permanente revisable en determinados crímenes.

Fue precisamente Mariano Rajoy, ex presidente del Gobierno, quien aprobó esta medida en 2015 en el Congreso gracias a la mayoría absoluta con la que el PP contaba en la Cámara Baja.

Después de su aprobación, el resto de grupos parlamentarios, liderados por el PSOE, acudieron al Tribunal Constitucional para exigir su derogación alegando que se viola el artículo 25.2 de la Carta Magna en el que se recoge que las penas de cárcel «están orientadas hacia la reeducación y reinserción social». El fallo del Constitucional todavía no se ha realizado cuatro años después.

Esta figura penal está vigente en toda Europa, salvo en Portugal y Croacia.

Que Podemos haya salido a cuestionar la condena a «El Chicle» revela inoportunidad, insensibilidad hacia la familia de Diana Quer y una concepción tan partidista de la Justicia que provoca escalofríos.

Lo que dijo textualmente Pablo Iglesias sobre los condenados a cadena perpetua en Argentina fue que «hay que celebrar que se haga justicia», porque «hay que celebrar que torturadores y asesinos sean condenados».

¿Acaso considera el secretario general de Podemos que «El Chicle» no es un asesino y un torturador?

¿Qué criterio moral tan poco recto le lleva a celebrar unas condenas y a cuestionar otras?

¿Qué grimosa manera de distinguir a asesinos y torturadores lleva a Pablo Iglesias a hablar de venganza en el caso del asesinato de una joven en España y de justicia en el caso de unos asesinatos en Argentina?

¿Pero de qué pasta está hecho un personaje que es capaz de guiarse por principios tan contrarios a la dignidad y la ética?

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído