Denuncia sobre el funcionamiento del INEM

Vicente Andreu Gelás
correo electrónico

El 10 de octubre de 2008 fui despedido de la empresa Puertas Docavi, S.A. de Villacañas (Toledo), con renuncia de indemnización por mi parte por la situación económica que está atravesando la empresa. El 17 de octubre entré a trabajar en la empresa de videovigilancia Angela Hernandez Martinez de Alcázar (Ciudad Real), y el 5 de noviembre fui despedido en periodo de pruebas por motivos que no vienen al caso, sólo citar que esta empresa es proveedora de servicios de la anterior y tuvo presiones de la misma.

El 19 de noviembre solicite en el INEM las prestaciones contributivas y el pago único para instalarme como autónomo. El 25 de noviembre me aprobaron las prestaciones, pero el 15 de diciembre me denegaron el pago único, según ellos por no ser beneficiario de prestación contributiva. A través de su página web, solicité del INEM un certificado de situación para presentar el recurso correspondiente, y el 30 de diciembre me lo enviaron por correo diciéndome lo mismo, que en su base de datos no costa que sea beneficiario de prestación contributiva.

Consultado en la oficina del INEM de Villacañas (Toledo) me dicen que el certificado de empresa de Puertas Docavi, que pone claramente que el motivo de mi cese es despido (lo adjunto), no coincide con la información que la misma empresa proporcionó a través del sistema RED en la Tesorería General de la Seguridad Social, ya que allí el motivo que indicaron por mi baja fue «baja voluntaria». Cuando protesté al respecto diciendo que era la empresa quién tenía que corregir esa anomalía, que yo había entregado el certificado de empresa firmado y sellado por el director general de Puertas Docavi donde se ve claramente que el motivo de mi baja es despido. Por toda respuesta me contestaron que fuera a la oficina principal del INEM en Toledo.

Allí, planteé lo mismo y como respuesta me dijeron que fuera yo quién me dirigiera a Puertas Docavi a «pedirles» que rectificaran la información de la TGSS. Protesté de nuevo, pues yo soy el trabajador y al que «en teoría» tienen que apoyar en el INEM, no a la empresa que para eso está la patronal. Su respuesta fue que ante incongruencias de información, siempre se toma la que beneficia al estado, en este caso, no pagar la prestación por desempleo. Pedí hablar con el Director Provincial del INEM de Toledo, Sr. Jesús Fuentes Lázaro y me contestaron que yo no era nadie para hablar con ese alto cargo. También fui a la TGSS y me dijeron que yo no era nadie para solicitar esa modificación, que sólo podía hacerlo la empresa.
Mis denuncias son:

1.- El INEM nunca me ha notificado que revocaran la aprobación de las prestaciones, con lo que no he podido recurrir a ello.

2.- Es inexplicable que ante una incongruencia como la indicada, la pague el trabajador, no la empresa que ha falseado una gestión. En vez de solicitar a Puertas Docavi que rectificara la información en la TGSS o ratificara el certificado de empresa, el INEM (como funcionarios de gorro y levita que todavía son) decide dar carpetazo en contra del trabajador sin siquiera notificárselo.

¿Esto es que promulga el Señor Zapatero como ayuda a los trabajadores?

Mi pretensión es que de ésta situación se entere tanto el Sr. Zapatero como el Sr. Jesús Fuentes Lázaro, Director Provincial del INEM de Toledo, preguntándole además a éste último porqué dos documentos firmados por él, como son la aprobación de la prestación contributiva y la denegación del pago único llevan, con su firma, dos rúbricas distintas.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído