LO QUE AÚN QUEDA

LO QUE AÚN QUEDA

 

  1. NUNCA JAMÁS

(26.02.20)

 

No es de mal ver, pero su pasado

Sucio la inhabilita para un puesto

Que lo que más exige, por supuesto,

Es limpieza de vida, por un lado,

 

Y por el otro no haber ocupado

El de Ministra de Justicia, que esto

Ha sido ella, hasta que la depuesto,

Sabemos para qué, el Encargado

 

Del Jardín del Gobierno, el más funesto

Presidente que se ha meado en el tiesto

De la Moncloa, que es donde ha brotado

 

El lirio más negro y apestado

Que en la Fiscalía se haya expuesto

Nunca jamás: … ¡La Dolores Delgado!.

 

  1. CON PRISA Y SIN PAUSA

(05.03.20)

 

Lo siento, señor Ábalos. Lo suyo

Se veía venir. La portavocía,

Aula de loros y cotorras, cuyo

 

Cargo de maestro lo ejercía

Usted con tanto arte, se ha ido al garete

En un abrir y cerrar de ojos. Se veía

 

Venir. Si el Libro Gordo de Petete

Lo hubiera leído, no dando vena

A tanto mentir, ahora del retrete

 

No estaría tirando de la cadena.

La verdad es que verlo con la escoba

Por los antros del Gobierno, da pena.

 

Ha querido al Sánchez darle coba,

Pero ¡coño! se ha pasado la raya,

Y sin más le ha dado una soba

 

De palos que le ha dejado, … ¡vaya

Por Dios!, … fuera de juego y sin voz,

Sin que diga ni mu la González Laya.

 

Ésta, aunque le haya dado una coz,

Frotándose las manos: la serpiente

Fuera, y dentro el lobo feroz,

 

Del aeropuerto el incidente

Resuelto … Y a otra cosa, mariposa.

El haberle hincado usted el diente,

 

Señor Ábalos, al tema, rebosa

De más el vaso con tantas mentiras,

Y claro que acaba aquí la cosa,

Pero usted con el cuerpo hecho tiras,

Con pausa y sin prisa, … ¡ha abierto su fosa!.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Salvador Monzó Romero

Salvador Monzó Romero cuenta la feria según le ha ido y según le va, siempre ante la pantalla de la Televisión, reivindicando desde su sillón-bol, un tanto escorado a la derecha, su derecho a la crítica mordaz y ácida, pero con carácter moralizante.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído