¡INFINITAMENTE ROJOS!

¡INFINITAMENTE ROJOS!

 

Ya tenemos casi lleno

De La Sexta el albañal,

Con el Ferreras, raudal

Que tan solo arrastra cieno,

Y el Nacho Escolar, tal cual;

Para uno la pantalla,

Que “Al Rojo Vivo” no falla,

Y al otro elDiario.es,

Les une el mismo interés:

¡El ir vendiendo morralla!

 

Cuando la Izquierda gobierna,

Si no progresa España,

Es porque, con dolo y saña,

La Derecha la consterna,

En una sucia campaña

De renovar sólo a ojo,

Los cargos que, a su antojo,

Ejerciendo su oficio,

Sólo sea al servicio,

Sólo … ¡de un Gobierno Rojo!

 

Y a los hechos me remito;

Darle vuelta a la tortilla,

Que es lo que hace la cuadrilla

De La Sexta, que un pito

Les importa la sencilla

Forma de evitar abrojos,

Con abrir solo los ojos,

Decir sólo la verdad,

Pues mentir es su beldad:

¡Infinitamente Rojos!;

 

Si sólo a dos aludo,

Es por su aspecto más rudo;

Cuando desate el nudo

Que ata a más de un cornudo,

En tema tan peliagudo,

Aunque parezca sesudo,

Si persiste en ser tozudo,

Pisando el mismo felpudo,

Tendrá el mismo saludo:

¡Pues también lo tendrá crudo!.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Salvador Monzó Romero

Salvador Monzó Romero cuenta la feria según le ha ido y según le va, siempre ante la pantalla de la Televisión, reivindicando desde su sillón-bol, un tanto escorado a la derecha, su derecho a la crítica mordaz y ácida, pero con carácter moralizante.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído