UN PLATO DE LENTEJAS

UN PLATO DE LENTEJAS

 

El Consejo de Ministros, aunque es ateo,

Puede decir Misa … El Tribunal Supremo,

Por octava vez, lo mandará al aseo,

 

A que se friegue la sin hueso, por memo …

La Ley de Memoria Democrática nace

Muerta en muchos de sus preceptos, me temo;

 

El Consejo de Ministros que en prados pace,

En los que la hierba antes, ya siete veces,

Ha sido segada … ¡Requiescat in pace!;

 

Para cerrarle el paso están los Jueces,

A una Ley, ¡coño!, que es agua pasada,

Y a la Virgen cirios y a la mar peces;

 

Mucho mejor le iría coger la azada,

Sembrar trigo y pan para mañana,

Y dejar de andar con tanta astracanada;

 

En pie el Covit, y la Economía sin peana,

Mirando atrás, ganar una guerra pedida

Hace ochenta años, es como ir a por lana

 

Y salir trasquilado … Si le va la vida

A este Consejo de corderos y ovejas

En ello, y ya hoy va de capa caída,

 

Dentro de poco, -que no nos vengan con quejas-,

El Sánchez a casa con el billete de ida,

Los Ministros y Ministras con las orejas

Gachas igual, y con suerte sin otra comida

La gente, que en Cáritas … ¡un plato de lentejas!.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Salvador Monzó Romero

Salvador Monzó Romero cuenta la feria según le ha ido y según le va, siempre ante la pantalla de la Televisión, reivindicando desde su sillón-bol, un tanto escorado a la derecha, su derecho a la crítica mordaz y ácida, pero con carácter moralizante.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído