DE LA QUIMERA A LA TARA

DE LA QUIMERA A LA TARA

 

Que hablen mal del Gobierno es tan frecuente,

Viendo donde hoza o donde pace,

Como el que mienta su Presidente,

 

Que es lo que él normalmente hace:

Miente tanto que mintiendo se pasa

La vida, porque es lo que más le place,

 

Dado que la mentira, -no es guasa-,

Lo mantiene en el cargo que okupa,

Haciendo de la verdad tabla rasa;

 

Que alguien del Gobierno, a la grupa

De este potro sin brida no monte,

Claro que a la gente de a pie le preocupa,

 

Pues miembro o miembra sin más horizonte

Que la mentira, es pez en río seco,

O peor, cabra que tira al monte;

 

Mientras que no vista el chaleco

De la mentira, o en su caso, la blusa,

Y que a la verdad le hagan hueco

 

En su Ministerio, ni Made in Usa,

Por no estar hecho o hecha a su medida,

O bien como una cafetera rusa,

 

O en cualquier otro oficio, enseguida

Al cajón de los retales iría,

Que ave exótica en su árbol no anida;

 

Usuario, sastre o cazador, sería

Un milagro que en el Gobierno hubiera

Quien, a la sombra de la hipocresía,

 

Que del mentir no trillara en su era,

O con una verdad se despachara …

Hablar bien del Gobierno, aunque quisiera

Alguien, no deja de ser una quimera,

O, persistiendo en ello, … ¡una tara!.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Salvador Monzó Romero

Salvador Monzó Romero cuenta la feria según le ha ido y según le va, siempre ante la pantalla de la Televisión, reivindicando desde su sillón-bol, un tanto escorado a la derecha, su derecho a la crítica mordaz y ácida, pero con carácter moralizante.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído