EN CUESTIONES DE FE

EN CUESTIONES DE FE

 

Excepto de los siete pecados capitales,

De todo lo demás es un botijo agrietado;

Familiarmente, como con un niño en pañales,

Quien se acueste con él, se levanta mojado;

En política, saciar su sed en los raudales

De su ignorancia, quien en él confíe, va dado;

Y en cuestiones de fe, pontificar, siendo ateo,

Debe al menos saber el Maestre que está muy feo;

 

Cual el maestro Ciruela,

Que, sin saber escribir,

Ni leer, puso escuela,

Es tal que el hazmerreír,

Cuando, con cara de esquela,

Porque le apaga la vela,

Al rival pone a parir,

Solo para ver si cuela;

 

Uno va a Misa cuando le da la gana,

Se diga por Franco o por una fulana;

Si este individuo, de fe cristiana

Su mente es tabla rasa, a por lana

No vaya; mejor se toma una tisana,

Pues de indecente, … ¡a él nadie le gana!.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Salvador Monzó Romero

Salvador Monzó Romero cuenta la feria según le ha ido y según le va, siempre ante la pantalla de la Televisión, reivindicando desde su sillón-bol, un tanto escorado a la derecha, su derecho a la crítica mordaz y ácida, pero con carácter moralizante.

Lo más leído