La Marea de Pérez Henares

¿HAY VIDA DESPUES DE BARCENAS?

Barcenas en la cárcel. Auto impecable de Ruz según los más diversos juristas que señalan que el juez se ha ido cargando de razones hasta tomar la decisión. Pero lo judicial para otros es lo de menos. Lo de más es el sarpullido mediático. Prevalecía una culebrilla en el ambiente “ Huy!. Ahora veras. Es cuando se va a liar, es cuando tirará de la manta!”. Es más o menos lo que el mismo lleva meses deslizando, secreteando, sugiriendo, mostrando al metisaca un papel y diciendo que los otros los tiene en esa cartera. Que los tendrá ¿quien lo duda?, como no va a tenerlos después de tantos años como guardián de la llave del calabozo económico de Genova 13. “En el PP están cardíacos”. “Sálvese quien pueda”, llega a escribirse.

Pero uno lo que oye en la cúpula popular es más bien como un suspiro de alivio. Y en el Gobierno todavía menos, un algo así como si eso no fuera con ellos. Oficialmente despachan el asunto con un comunicado con menos caracteres que un tuit que es toda una escenificación del desdén. La procesión por dentro transpira un cierto respiro, una especie de “alea iacta est” sobre algo inevitable y que consideran que ya les ha hecho casi todo el daño que podía hacerles. Porque lo que se dice por allí y hasta por quienes han sido los receptores de los mensajes de Barcenas es que el culebrón de sobres, dineros negros y nombres manchados está ya escrito y hasta amortizado. Los complementos salariales, sobresueldos o como quiera llamársele de los dirigentes que trabajaban en Génova pueden resultar muy feos y nada presentables pero si han sido declarados, y eso parece hasta el momento, pues no hay nada que reprochar en un juzgado. O sea, que los “recibí” de Barcenas, si los tiene, son apuntes refrendados en las declaraciones de Hacienda de los receptores. Queda la fotocopia de sus famoso cuaderno o de lo que fuera, la que llevó a El Pais, Jorge Trias, su ex amigo y abogado. La letra es suya pero el contenido y el original puede ser algo perfectamente prefabricado con verdades enteras, verdades a medias y mentiras completas.

La clave, el verdadero meollo, que todo este barullo no deja ver claro, está y estará, y por ahí va Ruz, y de donde pueden extraerse elementos muy graves para el PP, en el origen de esos dineros, en quienes lo donaban a manos llenas al Partido Popular, si a cambio de que y si una de esas líneas de ingresos no era la Gurtel, de la que Barcenas era punta máxima de la pirámide de beneficiarios. Eso habrá de dilucidar la justicia. Y esa financiación es la que puede ser el verdadero cargo contra los “populares”.

Claro que antes y como pieza, no nos olvidemos, están los chanchullos de la Gurtell y este señor Barcenas, que más bien parece su jefe, y que hasta este momento se había escamoteado. Y las dos preguntas pertinentes no son otras de principio de ¿Es suyo a la totalidad ese dinero inmenso descubierto en Suiza? ¿De donde lo ha obtenido?. Luego viene lo demás, lo adyacente que puede acarrear nuevos delitos por ocultarlo, no declarar o defraudar. Y eso es lo que tiene por el momento a Barcenas en la cárcel y no a otro. Porque aquí hemos llegado a pensar- dadas algunas escenificaciones- que era Barcenas el acusador. Y no, Barcenas es el acusado. Es más y que sus largadas al primero que pueden inculparle, aún más de lo que está, es a él mismo

Pero lo dicho. Casi se les ve aliviados y al Gobierno mirando descaradamente para otro lado. “A lo nuestro” me decían. A lo suyo que hasta parece que les está cambiando la cara. El prologo de la cumbre europea ha sido el éxito de Cañete en la PAC y su tajada de 47.000 millones. Rajoy llega a la cumbre con una posición sólida, no tanto por el pacto interno con el PSOE al que se apuntaron todos menos IU, sino por el interés y el trabajo conjunto con Hollande y Leta. Tienen objetivos comunes y la posición de España es cada vez más sólida después de la evanescencia ectoplásmica de la época zapateril. Se avanzará, aunque no como se quisiera y, en Europa siempre pasa, habrá luces y sombras en los pasos. Pero se intuye que si no ahora el dique, para el mejor fluir del crédito, se romperá en septiembre cuando de una vez Merkel gane sus elecciones.
Son estos tiempos mucho más tranquilos y hasta esperanzados para el gobierno Rajoy. La prima, incluso, cuando tiene uno de sus calentones es ya algo controlable, le sube la fiebre pero ya en unas calenturas aceptables y a nada vuelve a su ser por los 300. Pero hay más y algo mejor. Los datos le están cambiando la cara a De Guindos y a Fatima Bañez. El uno porque sabe que el segundo trimestre tiene al cero-cero, será dicen un –0,1 en el PIB, y en el tercero podrá poner el signo negativo. La de Trabajo porque ya sueña con otro martes en el que pueda decir que el paro ha bajado y en esta ocasión quizás anunciar la mayor bajada de la era Rajoy. Hay hasta quien no desmiente que la cifra se vaya bastante por encima de los cien mil parados menos y que la de los afiliados a la Seguridad Social ronde la de 200.000 más. Por eso Guindos afirmaba que la EPA que conoceremos en julio sera “mucho mejor”. ¿Tanto como para volver a estar por debajo de la terrorífica y fatal cifra de lo 6 millones de parados?.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Antonio Pérez Henares

Ejerce el periodismo desde los 18 años, cuando se incorporó al diario Pueblo. Ha trabajado después en publicaciones como Mundo Obrero, Tiempo, El Globo o medios radiofónicos como la cadena SER. En 1989 entró al equipo directivo del semanario Tribuna, del que fue director entre 1996 y 1999. De 2000 a 2007 coordinó las ediciones especiales del diario La Razón, de donde pasó al grupo Negocio, que dirigió hasta enero de 2012. Tras ello pasó a ocupar el puesto de director de publicaciones de PROMECAL, editora de más de una docena de periódicos autonómicos de Castilla y León y Castilla-La Mancha.

Lo más leído