E. SÁENZ DE BURUAGA

«No conozco a nadie que se plantee quitar cristales rotos de las tapias pensando en la salud de los ladrones»

"No conozco a nadie que se plantee quitar cristales rotos de las tapias pensando en la salud de los ladrones"
Ernesto Sáenz de Buruaga.

Este sábado 22 marzo 2014 Ernesto Sáenz de Buruaga titula Concertinas mortales su columna de opinión en la contrapartada de El Mundo.

No conozco a nadie que no se estremezca al pensar en esos inmigrantes que se juegan la vida llegando desde la pobreza más absoluta de África, para sobrevivir en la rica Europa.

Añade:

No conozco a nadie que en privado proponga como solución ante los asaltos de inmigrantes acogerles en sus casas o simplemente compartir rellano de la escalera en un piso de acogida. […] No conozco a nadie que se plantee en España quitar los alambres o los cristales rotos en la tapia de sus chalés pensando en la salud de los posibles ladrones. 

Y concluye:

La teoría y los buenos deseos funcionan hasta que se topan con la realidad. Hasta que un grupo de policías y de guardias civiles tiene que hacer de guardianes de la casa común llamada España que marca la frontera entre la contradicción de lo que quisiéramos hacer y lo que es necesario hacer. Ese punto donde muchos quedan retratados, se ponen estupendos y sacan un corazón lleno de humanidad reservado para las grandes ocasiones exentas de compromiso personal y con una profunda carga política, tan perversa como oportunista. Y aquí, sí conozco a más de uno. Son los que utilizan las concertinas morales por horas y se van luego a paladear un buen vino.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído