MONCHO ALPUENTE

«Entre ‘La escopeta nacional’ y ‘Los Santos Inocentes’ España sigue siendo un gran coto de caza»

"Entre 'La escopeta nacional' y 'Los Santos Inocentes' España sigue siendo un gran coto de caza"
Moncho Alpuente.

Este 24 de noviembre de 2014 Moncho Alpuente escribe en Público una columna titulada ‘Ladrones de tiro al blanco’ en la que arranca diciendo:

Los osos de Fraga, los elefantes de Juan Carlos, los hipopótamos de Blesa y ahora las cacerías de Granados y los «púnicos» son algunos hitos de una interminable lista de matadores, de grandes depredadores y de manadas de carroñeros. Matar es caro y los anfitriones de cacerías y monterías reciben el apoyo y el agradecimiento de pequeños y medianos chacales y hienas que merodean por la jungla política.

Y añade que:

A los privilegiados de esta casta les conceden permisos para matar en Parques Nacionales, actividad claramente delictiva para el común de los mortales que practican con impunidad y alevosía. La caza atrae un turismo internacional de calidad, ampara oscuros contubernios y llena las arcas de parásitos de élite, dueños de fincas improductivas . Entre «La escopeta nacional» y «Los Santos Inocentes» España sigue siendo un gran coto de caza, reserva venatoria de Occidente.

Y concluye que:

Hay que aprender a matar, un teniente general propone el retorno del servicio militar, matar debe estar al alcance de todos, hay que difundir el uso, por el momento recreativo, de las armas de fuego. Aunque me temo que esa no es la motivación del jefe militar, en unas fuerzas armadas con más mandos que soldados se necesita un ejército de esclavos domésticos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído