Bokabulario

Qué hizo el PNV mientras enterrábamos a Miguel Ángel Blanco

Cuando llega este aniversario no puedo dejar de recordar las preocupaciones de los jerarcas del PNV cuando la gente de toda España lloraba por Miguel Ángel Blanco.

El 10 de julio de 1997 un comando etarra secuestró al concejal del PP en Ermua Miguel Ángel Blanco para chantajear al Gobierno de España, presidido entonces por José María Aznar. El 12 los etarras Francisco Javier García Gaztelu ‘Txapote’ e Irantzu Gallastegui ‘Amaia’ le dispararon dos tiros en la nuca y por la espalda (método inventado por los comunistas). Y Blanco murió el 13 de julio

En un artículo titulado Notas de campaña (Deia, 24-7-2001), Koldo San Sebastián reveló que al PNV le preocupaba mucho que la ETA desapareciese porque podría convertirse en un partido como otro cualquiera. Por tanto, había que salvar a la banda.

Días después del asesinato de Miguel Ángel Blanco, centenares de militantes del PNV nos reunimos en asamblea [secreta en Artea] para ver cómo afrontábamos la brutal campaña mediático-política que se había desatado contra nosotros. En las asambleas se produjeron momentos muy tensos. Había quien pensaba que, efectivamente, sin ETA nos convertiríamos en una fuerza vulgar. Para quien conozca un poco la historia del PNV, se vivieron los momentos más críticos desde 1936 (incluso más críticos que los de la última escisión).

Hay que explicar que cuando Koldo cita 1936 se refiere a las dudas en el PNV para decidir con qué bando se iba. Juan de Ajuriaguerra , Manuel de Irujo y José Antonio Aguirre subastaron su apoyo entre el general Mola y el golpista socialista Prieto. Como al PSOE la nación y la democracia le importan un bledo, ofrecieron más y el PNV se fue con el Frente Popular hasta que, pasado un año, le traicionó en Santoña.

Poco después de esa asamblea, el PNV y Eusko Alkartasuna firmaron el Pacto de Estella, en el que se unieron los que agitan el árbol y los que recogen las nueces contra España y los españoles. No mentía, pues, esa «brutal campaña mediático-política» que vinculaba a los nacionalistas pacíficos y violentos. Al PSOE le llevó unos años más traicionarnos a todos y aliarse con la ETA. El pegamujeres Jesús Eguiguren empezó a verse con Otegui, ese hombre de paz, allá por 2002.

Encontraréis más datos aquí y aquí.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Pedro F. Barbadillo

Es un intelectual que desde siempre ha querido formar parte del mundo de la comunicación y a él ha dedicado su vida profesional y parte de su vida privada.

Lo más leído