Antonio Burgos

El problema no empezó ahora, sino cuando le concedieron la autonomía a La Rioja

El problema no empezó ahora, sino cuando le concedieron la autonomía a La Rioja
Antonio Burgos. PD

En ABC, este 1 de noviemnrte de 2015, Antonio Burgos aprovecha la celebración de Halloween para decir que nada hay más temible y que dé más pánico que la cara de Oriol Junqueras proclamando la independencia de Cataluña:

Así que los niños locos con las compras de última hora de Jálogüín, que si la calavera, que si la capa de Drácula, que si la pintura para hacerse provisional cadáver, que si la escoba de la bruja… Qué maravilla que los chiquillos tengan que recurrir a esta moda anglosajona de Todos los Santos y del Día de los Difuntos para sentir miedo. A los mayores el terror y el pánico nos lo dan hecho los separatas catalanes, y además gratis. Qué raro, con los que les gusta una pela y la cantidad de ellas que les ha dado Madrid por aquello de la «Sevillana del Adiós»: «No te vayas por favor,/no te vayas todavía,/si no te vas te daría/mil millones o un billón». Y se los han venido dando. En el Jálogüin catalán han resucitado el cadáver del Estat Catalá de Companys. Eso sí que da miedo. ¿Qué más terror de Jálogüin quieren que la Forcadell metida a bruja piruja y gritando Viva la República Catalana?

¿Habrá algo que dé más pánico que ver la cara (y sobre todo los ojos) de Oriol Junqueras con todos sus muertos, proclamando la independencia de una región de España, «Patria común e indivisible» con la que quieren desconectar, como quien desenchufa los cables y gomas de la UCI a un enfermo terminal que el pobrecito mío mejor que lo recoja Dios?

Explica que:

«¿Truco o trato?», dicen los niños de puerta en puerta, todo muy a la americana. Los hijos de los padres que, por cierto, dicen que los americanos son unos imperialistas y se declaran antiyankis, aunque después se vayan al McDonald´s a pesar de las recomendaciones de la OMS contra las salchichas y de mi elogio del jamón serrano ibérico de bellota… «¿Truco o trato?», parece que dicen los del Parlamento Autonómico Catalán. ¡Trato! Con el trato ya he sugerido la cantidad de años que llevan: de Tarradellas a esta parte, venga a sacarnos millones con la amenaza de que, si no hay Casera de la morterá presupuestaria, nos vamos de España. Ya consiguieron más que nadie en la hora de los Estatutos y por su culpa toda España quiso no ser menos que ellos, y nos salió este desastre despilfarrador al que llaman Estado de las Autonomías. Ellos siguen cantando el «Todos queremos más».

PUBLICIDAD

El problema no empezó ahora, sino cuando le concedieron la autonomía a La Rioja, y que me perdonen los riojanos como el gran Diego Urdiales. Si en España no hubiera habido más autonomía que la catalana, no tendríamos que vivir el horror de este Jálogüin separatista. El problema no es que no quieran ser de España: el problema es que no quieren ser como La Rioja o Murcia. Que el zapato de la autonomía les viene chico, que quieren dos números más, y encima comprarlo en otro establecimiento.

¿Y el truco? El truco es lograr que la campaña de las elecciones generales gire en torno al futuro de Cataluña. El truco es que proclamando la República de Cataluña nos olvidamos de su verdadera nacionalidad, que es la Autonomía del Tres Por Ciento, la de Pujol y sus Siete Niños, que le han echado en Andorra la pata a los de Écija. El truco es repetir lo de «España ens roba», cuando es al revés: quien «ens roba» a nosotros es Pujol, y es Mas, y son los del Tres por Ciento. El truco es sacar la Gürtel, y los ERE, y ahora la amenaza separatista, para que no pensemos en los granujas que son y en la de tiempo que llevan robando.

Y remacha:

El Rey mirando los quevedescos muros de la Patria mía y estos tíos saltándose Rey y ley, y pasándose al Tribunal Constitucional por el forro de los… paños de Tarrasa. Y chuleando encima: que no le piensan hacer caso a nada ni a nadie. Y todo esto, ay Carmena, mi Carmena, sin cruzar el río Ebro. Que si lo cruzamos y nos ponemos mesetarios o subdespeñapérricos es ya para echarse a temblar, con sólo pensar los miles de millones que se llevaron a babor y estribor, de derecha e izquierda, y nunca más han de volver, como en el tango. O si consideramos que con tal de dar calabazas, calabazas de Jálogüin, a la lista municipal más votada tenemos alcaldes que dan miedo, como la mentada Carmena, Colau, Kichi… Y las tiendas, mientras hartándose de vender metemiedos de Jálogüin, ¿no te digo lo que hay?

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído