Carlos Taboada

Rajoy mete goles por la escuadra porque tiene ensayado el ‘shoot’

Rajoy mete goles por la escuadra porque tiene ensayado el 'shoot'
Carlos Taboada. PD

«Es un gran tipo, lo es desde siempre. Lo ha demostrado desde que empezó su andadura política como concejal en Pontevedra. Es una buena persona, de convicciones que las aplica de manera natural.

Familiar y de gustos normales. Desde que es presidente, su vida privada ha cambiado. Ya no puede cenar con amigos los viernes, navegar o hacer una excursión, charlar delante de una copa sin prisa, con ironía y conocimiento» cuenta un ilustre paisano de Pontevedra, amigo de Mariano Rajoy desde hace 45 años.

Esta es la imagen que Mariano Rajoy quiere proyectar en esta campaña electoral «quizá, la más importante por tratarse del corolario a toda una vida dedicada a la política» dicen sus exegetas. La campaña la está bordando, según entendidos. El equipo de campaña es el mejor de todos los que han trabajado para el PP.

Una campaña bastante original por competir en el mercado de la TV.

En España no se pueden comprar publicidad electoral en TV y hay que aplicar la ley del medio. Lo que no hagas tú lo hacen los demás por ti. Ocupar segundos, ocupar programas estrella con tres millones de audiencia. Una gran oportunidad para que los candidatos ofrezcan su mejor cara.

Mariano Rajoy lo aprovecha con naturalidad. Comenta una jornada de liga en la COPE, le da una colleja a Juanito, el niño apunta maneras, y este sábado hablará, de lo que sea menester, con María Teresa Campos en «¡Qué tiempo tan feliz!».

Los jubilados pensionistas representan el 35% del censo y es donde el PP saca una gran diferencia al resto. Una actuación para movilizar el voto de quienes han cumplido los 60 años.

Todavía Rajoy tiene que cerrar su presencia en los matinales de Ana Rosa en Tele 5 y de Susana Griso en Antena 3.

Objetivo, llegar a las mujeres, jóvenes, madres de familia y, sobre todo, mujeres en paro. Son las mujeres en paro, el segundo objetivo de la campaña. Quien les transmita la esperanza de encontrar trabajo ganará las elecciones.

La polémica sobre su presencia en el debate de Atresmedia es interesada.

Pica su ausencia en el conglomerado que lo organizó pero ¿por qué no, también, Alberto Garzón y Andrés Herzog que se personó a la entrada del edificio? Pedro Sánchez no salió bien parado del encuentro.

Rajoy acaba de cumplir 60 años.

Es el candidato de mayor edad. Sanchez, 43; Iglesias, 37; Rivera, 36 y Garzón, 30 años. Pero Rajoy lo utiliza a su favor como lo hizo en 1984 Ronald Reagan que, con 74 años cumplidos, venció a su rival Walter Mondale que no llegaba a los 60. La experiencia y la serenidad que proporciona la edad es un valor electoral si se sabe utilizar.

La prueba de fuego. El debate a dos entre el presidente y el jefe de la oposición del próximo lunes, sin coadjutores que distraigan. El bipartidismo que, todavía, pervive en estado puro. Va a ser un encuentro que acabará en tablas. Más que entrar en discusión, cada cual dirá aquello que tiene que decir.

Ninguno va a perder los papeles y el resultado cambiará poco a los indecisos. Veremos si en España se produce el efecto Cameron de UK, en sus últimas legislativas, en las que ganó con mucho voto oculto a su favor. Habrá algunos latigazos verbales pero dos no discuten si uno no quiere. Rajoy colocará su mensaje de futuro.

Lo más difícil se inicia al día siguiente de 20N. ¿Resultados? Este es la única realidad. Si el PP supera el 30% (135-140 diputados) y el PSOE no llega a 100 escaños, no hay duda quién gobernará. Una legislatura mucho más difícil pero con mayores expectativas. Consolidar la recuperación económica y un nuevo modelo de país, de Nación, adaptada a los nuevos tiempos.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído