Víctor Entrialgo de Castro

La Madre, el gran invento de la Humanidad

La Madre, el gran invento de la Humanidad
Víctor Entrialgo de Castro, abogado y escritor. PD

Ni el acelerador de partículas ni la máquina del tiempo. La madre es el gran invento de la humanidad. La madre es un invento único. He ahi a la gran trabajadora, la gran protagonista que no está tras la pancarta del 1 dia de Mayo porque está de guardia como los otros trescientos sesenta y cuatro.

Siempre con contrato fijo una madre no descansa los fines de semana, nunca está de baja, ni de vacaciones ni tiene puentes ni moscosos. Una madre no se muere. Perdura en los hijos cuando ya no está. Desde el parto, lo que en la mujer es desvelo y preocupación, en el hombre es esfuerzo y miedo.

Entre el cansino numerito anacrónico de banderas el día de la República que no conocieron, y este 1 de Mayo de playa cuando hacen el paripé, las mareas de Pedro Sanchez y las de podemos se aprestan a montar las tiendas de la recampaña con la inanidad de su ser y sin pensamiento político. Salvo acabar con el sistema, no consta que exista.

Cuando veo a Totxo el secretario de C.C.O.O con los manos cruzadas sobre la pancarta y su aspecto de instalado me troncho y cuando veo a un asturiano que se hace llamar Josep Lluis para liderar U.G.T, me parto y me mondo. No puedo evitar recordar a Jose Angel Villa con «los fondos mineros». Qué manera de manipular a los sufridos trabajadores, qué gesto de estar representando profesionalmente un papel en que no creen.

Sanchez y los seis levantan el puño a fecha fija y los de Podemos lo hacen a todas horas sin ton ni son, resultando más cursis que Maduro y más antiguos que el charlestón.

Mientras, por lo bajinis, Oriol Junqueras de Esquerra, en un ejercicio más de coherencia política independentista abre la mano en Madrid y cierra el puño en Bacelona, mientras pega unos pocos gritos.

El espíritu de la unidad del 2 de Mayo invocado por Cifuentes es resistir como Malasaña frente a cualquier invasor, de fuera o de dentro. En ningún sitio como en España después del 1 viene el 2 de mayo. O sea resistir como sólo resisten las madres, frente a aquellos que con tal de conseguir el poder, son capaces de pactar con los cien mil hijos de San Luis, los de Maduro o los de Pujol y todos los separatistas sin escrúpulos que quieren debilitar España para hacerse con el poder.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído