Víctor Entrialgo de Castro

Progresistas

Progresistas
Víctor Entrialgo de Castro, abogado y escritor. PD

Por más que busco en la red no soy capaz de encontrar ni el lugar ni la taquilla donde se reparten los carnets de progresista, que algunos exhiben en exclusividad ¿Los repartirá Iglesias, un estalinista que trabaja para Venezuela e Irán?

¿O quizás Pedro Sanchez «el ambicioso» que entregó la izquierda a Podemos, le cedió los ayuntamientos para luego pedirles a cambio inútilmente que lo pusieran en el Gobierno y así poder seguir apoltronado, lo que cada vez tiene más complicado?

¿ Los expedirá acaso su comité federal o alguno de sus miembros que, escondidos debajo de la mesa ante el temor de dejar de tocar la bandurria, han dado cobardemente el beneplácito a esta «España en vilo», embarazada de seis meses y con serias dudas sobre la viabilidad tras la decisión de Pedro Sanchez de reincidir en la contumacia de Zapatero disgregando y entregando España, en lugar de aunarla, a los separatistas, catalanes, vascos, valencianos, gallegos, y a los enemigos de la libertad, creyendo ingenuamente que va a poder domesticarlos.

¿O los repartirá por azar Garzón, este principante presuntuoso de infausto nombre, descrito magistralmente por Luis Ventoso?

Este chico de marxismo infantil que jamás ha cotizado y que con dos diputados quiere «ganar las elecciones» logró meter Izquierda Unida en un taxi y cuando la organización parecía aspirar ahora a un monovolumen por desgaste de la acción «sin sustancia» de Podemos, quiere sacrificar y entregarle a Iglesias las dos ovejas por interés personal y a cambio de algún cargo.

Este mismo ha sido declarado por la última encuesta del CIS el político mejor valorado, lo que da idea de cómo se gasta el dinero público y para qué sirven las encuestas.

Quizás alguno de los citados pueda explicar al pueblo español qué cosa tan maravillosa es esa del progresismo palante o el progresismo patrás. Un pasito palante…un pasito patrás…

¿Es progresista arruinar de nuevo la economia ofreciendo a los españoles la luna y las estrellas sólo por medro personal? Por eso cuando oigo lo de «progresista», me pongo a la defensiva.

Declararse progresista es como declararte «taxista». Si no tienes carnet no sirve para nada. Y de eso no hay nadie que expida, para andar pavoneándose por ahí, ni licencia ni carnet.

Declararse progresista, es como declararse a Julia Roberts o campeón universal. Sin duda son buenos deseos salvo que se pretenda la exclusividad y, salvo milagro, no se cumplirán jamás.

Así que si presumen de ahorrar en la campaña, digan de una vez qué carajo piensan hacer con España y ahórrense «los carteles». Empezando por el de progresista, que lo quiere todo el mundo.

En España, después de la presunción de inocencia está la de progresista. Todo el mundo es progresista, mientras no se demuestre lo contrario.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído