Francisco Hernández

XXXI Gala de los Premios Joya

XXXI Gala de los Premios Joya
Francisco Hernández. PD

Y digo joya que no Goya, porque menudos elencos de perlas dejaron caer. La verdad es que yo nunca había visto una entrega de premios de la academia ésta, que llaman de las artes y ciencias, creo. Pero con la expectación que ha levantado este chico, que no conocía nadie hasta la castaña, desde mi opinión, de la película ocho apellidos vascos, y la milonga de los ocho catalanes, pues decidí tragarme la gala. Como este chico, en Cádiz por lo menos 10000.

La primera sorpresa es ver que la directora de la academia, que probablemente domine a la perfección la lengua de Shakespeare, pero la de Cervantes, al parecer, lleva trabajando aquí 40 años, deja mucho que desear. En mi opinión la primera perla la dejo caer el señor que la acompañaba en el discurso de apertura, donde ya le sacude al gobierno porque solo aporta 76 millones de euros, a lo que ellos llaman cultura del cine.

Y que el cine le aporta al ministerio de Hacienda no sé cuántos millones por IVA. ¡como si el IVA lo pagaran ellos!, a continuación, da las gracias a RTVE por las 635 películas emitidas. Y yo me pregunto, sabe este buen señor que TVE perdió en el 2014, 716 millones, que en 2015 perdio34 millones y no sé cuántos habrá perdido en 2016. Menudo pastizal. De esos, ¿cuantos han ido a para al cine y a las coproducciones?

¿Por qué hay que financiar al cine con dinero público y no financiamos al productor de leche o al de carne?, que no ganan un chavo, y además están todos empeñaos en la caja Rural del pueblo de por vida. Estos, estos que no se si saben que las vacas hay que ordeñarlas cada doce horas durante los 365 días, eso sí que es cultura y trabajo, no dos años dibujando cómodamente, calentitos al fauno ese nuevo de este año. ¿no son éstos cultura? Porque al cine si y no a los editores, libreros, periódicos o ¿estos tampoco son cultura?

Todo el que subía a recoger su cabezón, dejaba su perla, uno que si los distribuidores independientes, la otra con la burra al trigo, casas sin gente o gente sin casa, el otro trabajo para todos, y la otra, la de la pasión turca, pobrecita, que anduvo quemando la bandera de la Marina de Castilla por Hispanoamérica, presuntamente, casi me hace llorar, tanto como lloro el señor jota, pobre hombre lo pudo sufrir anoche. Y que vamos a decir de esas que cierran plantas de hospital enteras para poder parir cómodamente. Pero la perla que me dolió de verdad, fue cuando en algún momento alguien dijo que solo el 8 % de los actores puede vivir de la profesión.

No pongo en duda el esfuerzo, ni el trabajo de la profesión, debe ser muy difícil, solo hay que ver las películas de torrente. Las más taquilleras, <cosas de España>todos se deben partir el pecho, a estudiar arte en academias, pero tengo la impresión que concurso-oposiciones y tribunales de exámenes pocos. Luego suben estos que se han marchado a residir a los EEUU y pagan allí sus impuestos y vienen aquí por las subvenciones, de NUESTRO IRPF. Y lo más grave es que el ministerio de incultura del gallego sabio, se los da.

Mientras estos estaban anoche dándose jabón y más jabón. Más tarde tomándose su quinto con panchitos, mientras, había miles y miles españoles trabajando para que estos puedan trincar de la subvención. Yo personalmente daría esos 76 millones a la unidad de trasplantes que son otros que están trabajando 365 días al año, y que no se pueden tomar un cubatita en casa en sus ratos de descanso porque los pueden llamar en cualquier momento para un trasplante de hígado en la Arrixaca, por ejemplo. O a las cofradías de pescadores para que pudiéramos darles a los niños algo más de merluza y menos panga corrupta.

Y el macho alfa azotador de traje y corbata, montado en la burra de los rojos de champan y caviar junto al profeta, y el jodio luego va a visitar al ciudadano Felipe en mangas de camisa. Que, por cierto, es el jefe del ESTADO QUE LE PAGA.

Lo mejor de la gala la orquesta, que probablemente fuesen los únicos que sufrieron una oposición e hicieron una carrera para llegar a tocar. Vamos que no salieron de una prueba de esas que salen muchos actores, no estaban ahí probablemente por ser hijo de.

¿Quién pagó la gala?

¿Cuánto costo el hotel donde se celebró?

¿Vino la Chaplin de gratis? Y así tres folios más…

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído