Salvador Monzó Romero

Pared en medio

Pared en medio
Salvador Monzó

Es que usted, señor Rivera,
Perdone que se lo diga, ha saltado
Del nido a la Carrera
De San Jerónimo, fiado
En volar sin haber aún emplumado;

Esto en cuanto al viento
Se refiere, puesto que en el Tajo
Del líquido elemento
De oficio tan noble, cuajo
No tiene, pues sigue siendo un renacuajo;

Y metido en la selva
De una actividad que exige solvencia,
Es mejor que usted se vuelva
A lar, pues que a su querencia
De apagar fuegos, le falta experiencia;

Por más que siempre al monto
Esté para que nada falte en su mesa,
Su vino y su pan pronto
Al cubo irán… Son remesa
De uva verde y de harina gruesa;

Y aún más: si un acuerdo
Hay que tomar respecto al primer plato,
Si de vaca o de cerdo,
Siendo que Ni-Ni es un rato,
En vez de liebre, lo que sirve es gato;

Y siempre a la deriva,
A la hora del postre nunca se sabe
Si habrá que pagar iva
Por subirnos a su Ave,
O que nos arroje por la borda cabe;

De vuelta a casa, pregunta
Uno con hambre y con sed: ¿Es usted
De Génova, o de la Junta
De Andalucía?… Pared
En medio… ¿Acaso lo sabe su merced?.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído