Apuleyo Soto

Enséñame la lengua de la Ñ

Enséñame la lengua de la Ñ
Apuleyo Soto. PD

¿Qué Lengua quieres,
la de mi padre,
la de mi madre,
la de otros seres?

¿La que me sé,
la que te prende,
la que se aprende,
solito, eh?

¿La que se use
cuando este mundo
lábil, facundo…
de nadie abuse?

¿La de los signos,
la jeroglífica
o la prolífica
de los indignos?

¿La del honesto,
la del corrupto,
la del estulto,
la del inepto?

¿La del vizconde,
la del marqués,
o la de donde
vence al inglés?

¿Qué lengua pides
que yo te enseñe?
Si te decides
marca la Ñ.

-Sí, la que sea
mejor de todas,
paneuropea
y fuera modas.

Seré su escriba
como un poseso
en carne viva
y claro seso.

-Bravo, muchacho,
me gusta eso;
en el despacho
te espero preso

de sentimiento,
curiosidad,
entendimiento
y voluntad.

¡Oh castellano,
qué suave y llano
reconocerte
hasta la muerte!

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído