Análisis

Apocalipsis y Estado

Apocalipsis y Estado
Crisis europea

Parece ser que el Instituto para el Futuro de la Humanidad de la Universidad de Oxford, IFH, y la Fundación Retos Globales con sede en Suecia han estudiado o indicado doce causas posibles que crearían un Apocalipsis de la humanidad.

Algunos de estas razones-causas-motivos podrían suceder en los próximos cien años.

Esta lista de los doce jinetes del Apocalipsis, serían cambio climático extremo, guerra nuclear, catástrofes ecológicas, pandemias mundiales, colapso del sistema mundial, meteoritos sobre la tierra de cierta proporción, supervolcanes, biología sintética, nanotecnología inteligencia artificial, malas formas de gobernación del mundo. Otros autores además hablan de rayos gamma, de tormentas solares masivas, de cambio del eje de la tierra, etc.

Ante este panorama posible, con probabilidad mayor o menor, quizás la humanidad y la especie humana, tenga que plantearse algunas soluciones, algunas reflexiones, algunas posibilidades.

– Si esto es posible, y viendo la enorme importancia que tendría, para todas las sociedades-estados-culturas, para la humanidad y para la especie humana, estos posibles problemas-causas-motivos-razones de Apocalipsis, éstos y otros posibles que no se indiquen aquí en esta lista, deben ser tomados como realidades posibles, por lo cual, diríamos la humanidad tiene que evitar, de forma teórica o, y práctica, antes que nos lleven a situaciones de enormes tragedias o dilemas.

O dicho de otro modo, tienen que ser orientaciones esenciales para evitarlos, para toda la humanidad.

– Estos problemas o cuestiones deberían constituir para el mundo, todas las sociedades y Estados puntos esenciales para que cada comunidad-territorio aporte posibles soluciones y no agrave más la situación.

Planteado de otro modo, deben constituir puntos esenciales en la investigación y en la toma de medidas posibles, para resolverlos, predecirlos, analizarlos, resolverlos, etc.

Por tanto, exigen tomar decisiones de inversiones en estas direcciones para resolver dichos problemas antes que sucedan, dedicar recursos humanos y económicos, y desde luego estos puntos ser esenciales en los fines-metas de cada sociedad-Estado-Cultura-ideología, del mundo y de sus organismos internacionales y de la humanidad.

– Uno de estos factores-razones-causas de darse, podría tener un efecto en dominó sobre otros con consecuencias impredecibles y de alta vulnerabilidad de la especie humana, a y en algunos territorios o en la totalidad, con consecuencias en otros o en todos…

– Estos factores o causas, pueden ser naturales, propiamente dichos, los meteoritos, en los que el ser humano no tiene ninguna causa, pero pueden ser naturales que interaccionan con el ser humano, por ejemplo, el cambio climático, o pueden ser propiamente sociales-humanos, como un conflicto nuclear, etc.

Por lo cual, hay que abordar todos y cada uno en su especificidad y en su interacción o interacciones posibles.

– Quizás, estos peligros, nos deberían ayudar a ver al planeta y a la humanidad, como una totalidad, como una realidad única, y olvidarse todas las diferencias y complementariedades sociales-culturales-ideológicas-religiosas, etc. Estos problemas pueden ser un motivo y causa para la evolución social y cultural e ideológica en todos los sentidos.

Es decir, muchos problemas en los que nos empecinamos, sin negar que tienen importancia, son cosa pequeña y baladí, en relación y comparación con estas graves posibles causas, porque éstas suponen la extinción de la especie humana, o en menor medida, sufrimientos a cientos o miles de millones de seres humanos.

– Que estos acontecimientos ocurran cada cientos de miles de años, o con una probabilidad pequeña, no quiere decir, que no sucedan. Pero solo con la posibilidad y la probabilidad de que ocurran y ocurren, la humanidad ha llegado a un estadio de desarrollo teórico y práctico, que puede y debe intentar «de ocurrir, intentar que las consecuencias sean las mínimas o si es posible de desviar o de que no ocurran», teniendo en cuenta, si son puramente naturales, naturales-humanos o sociohumanos como factores predominantes.

– También existen algunos de estos fenómenos posibles, en los que el ser humano interviene, o está acelerando su proceso, sea el cambio climático, la guerra nuclear, la robótica, etc., por los cuales, podría el ser humano aniquilarse a sí mismo, o en el caso de la informática o la inteligencia artificial, conexionado con otros factores la nanotecnología, etc., constituir un dilema enorme, o dicho de forma más sencilla, que la inteligencia artificial sustituya a la inteligencia biológica humana.

Para terminar y no cansar, el mayor problema de estas realidades, es ignorarlas, cuándo ya existen datos suficientes de su posibilidad y de su probabilidad. Por lo cual, igual que la humanidad hace planes de investigación y desarrollo en docenas de temas y cuestiones, estos deberían ser otros más, incorporarlos a los diferentes estratos del saber de todas las sociedades y de la humanidad en general. Para al analizarlos y estudiarlos, podamos poner remedios, curar la herida antes que se cause, evitar el sufrimiento antes que suceda. Es un deber de la humanidad evitar el Apocalipsis, algunas de estas causas, u otras que produzcan ese fin.

Es obvio que a mayor número de Estados en el mundo, más difícil la solución, porque existirán más debilidad en los Estados. Ya que estos jinetes del Apocalipsis se podrán afrontar mejor con Federaciones de Estados, que creen más sinergias entre población y territorio y recursos humanos y recursos naturales.

http://youtube.com/jmm caminero © jmm caminero

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído