Artículo Periodístico 1.242º: “El GOPAC y la corrupción”

El GOPAC, Global Organization of Parlamentarians Against Corruption. O traducido la Organización Mundial de Parlamentarios contra la Corrupción. Dicha organización fue fundada en el 2002 en Ottawa debida a la reunión de 170 parlamentarios y cuatrocientos observadores en una Conferencia Mundial. En esta conferencia se aprobó la Constitución de GOPAC, en el 2003 se constituyó como persona jurídica, como organización sin ánimo de lucro bajo la legislación canadiense.

– El fin principal de la GOPAC, es exclusivamente combatir la corrupción, y hasta donde sabemos es la única organización internacional de parlamentarios con este fin. Actualmente, sus miembros pertenecen a más de cincuenta países o Estados.

Fundamentalmente se forman grupos sectoriales de trabajo dentro de la GOPAC y estudian y analizan los siguientes sectores, denominados GMT, o grupo mundial de trabajo. Dividiéndose hasta el momento en los siguientes:

a) GMT Lucha contra el lavado de Dinero.

b) GMT sobre la Convención de las Naciones Unidas contra la corrupción.

c) GMT sobre la Fiscalización Parlamentaria.

d) GMT sobre ética y conducta Parlamentarias.

e) GMT Sobre la Participación de la sociedad.

– Existen temas y cuestiones, que como modesto articulista me parecen enormemente complejos, temas que he evitado tratar y lo he ido retrasando a lo largo de meses, y uno de estos temas es éste, pero también como simple articulista, creo que tengo el deber y el derecho y la obligación de rozar y de informar sobre algunas cuestiones. No voy a ser yo, el que me ponga las medallas, de indicar que tengo demasiada información sobre esta cuestión y otras, ni siquiera, que tengo la última palabra, ni nada parecido pero si creo que habría que reflexionar sobre una serie de puntos, teniendo en cuenta, toda la tormenta de agua y hielo y granizo que están sobre el mundo, sobre Europa, sobre la Península Ibérica.

Desconozco si existen miembros de los diversos parlamentos españoles que estén integrados en esta organización. Cosa que de no existir sería un objetivo que en los próximos meses, no demasiados años, un arco parlamentario se incluyese en esta organización, teniendo en cuenta, que tenemos una enorme diversidad de Cortes-Parlamento Nacional, y Parlamentos Regionales.

– Por otro lado, a mi corto entender, y sin ánimo de abrir heridas, ni de ofender a nadie, después de muchos años de reflexión sobre estos temas y de asuntos colaterales, diríamos que podrían distinguirse el siguiente principio:

a) La corrupción política es un espejo de la corrupción social o de la sociedad, en mayor o menor grado, y la corrupción social o de la sociedad puede ser una consecuencia de la corrupción política. Diríamos que podrían ser dos áreas o esferas de corrupción que se incentivan.

Por lo cual, digamos según el versículo bíblico: «quién tira la primera piedra, persona o institución o entidad pública o privada o individuo que está o esté libre del fenómeno de la corrupción». Y desde luego, sabiendo que pueden existir diversas categorías y diversidad de cuantificación y cualificación.

b) Cada ente geográfico-social-político o socioestatal puede tener diversidad de razones y motivos, fines y metas, y desde luego su historia. O dicho de otro modo, «puede haber surgido una posible o potencial o hipotética corrupción debida a unos motivos o a otros». Por ejemplo, en Hispania quizás no se estructuró de forma adecuada, en el periodo de la transición, cómo financiar todo el sistema democrático, quizás ese fue un error o quizás se hizo por otros motivos, que aquí no se pueden analizar en estos momentos. Y eso ha sido una fuente enorme de conflictos en este tema o cuestión.

c) Quizás, no exista tanta corrupción como se ha indicado, sino que han sido mecanismos para la creación de la infraestructura sociopolítica, tanto de inmuebles, de la organización de las medidas posibles del sistema, para las campañas electorales, para fines de incentivo en una situación enormemente compleja del paso de una no-democracia a un periodo de transición, hacia una democracia, para defensa ante una situación de enorme gravedad de terror…

d) Se está utilizando la corrupción, como arma-ariete para la transformación de la sociedad. Utilizar la corrupción como «argumento» para el cambio social, diríamos de forma no moderada, debida también a la crisis económica tan grave que la sociedad está soportando, y quizás también la crisis social y moral que la misma sociedad está aguantando. Que en parte, también ha podido crear la misma sociedad. Hemos indicado anteriormente, que son un caleidoscopio o laberinto de espejos, unos sectores o áreas o temas afectan a los otros, y unos se reflejan en otros. ¿En el siglo diecinueve se sacaban los regimientos, y ahora, se está utilizando la corrupción, con el mismo fin, como sistema para el cambio sociopolítico, hacia unas direcciones o hacia otras?

– Por tanto, podríamos sintetizar, si deseamos analizar mínimamente esta realidad, no solo refiriéndonos a la corrupción en un ámbito, y diríamos tomando un chivo expiatorio, en este caso la política, sino teniendo en cuenta, que la hipotética corrupción, la presumible o posible o presunta corrupción, de existir, es en los ámbitos de la sociedad, a y en muchos niveles, a y en muchos individuos, y que tiene un reflejo también, o puede que lo tenga en el ámbito de la política, pero también en la escala o escalada enorme de la jerarquía y de la diversidad social.

Por lo cual, podríamos incidir y dividir o sectorizar en distintos ámbitos entre otros, que deberían servir para reflexionar, individuos, colectivos, grupos, entidades, instituciones públicas y privadas, a y de todos los niveles de responsabilidad.

a) Corrupción con tintes de seducción de y por la sexualidad.

Se ha visto en estos meses, el movimiento mundial feminista, especialmente se ha centralizado en la cuestión de actrices que han sido, no sé que palabra utilizar, «seducidas-utilizadas-obligadas» a actos sexuales, para poder continuar, según se dice sus carreras profesionales, en los campos del séptimo arte en Estados Unidos.

Creíamos que ese movimiento, se extendería por todo el planeta y en todos los sectores profesionales, pero ha quedado relegado y olvidado a ese ámbito y a ese sector norteamericano.

Parece ser, presuntamente, se indica en los pasillos y en las aceras de los pueblos, de mayores o menores proporciones, que «esta es una realidad, en mayor o menor grado, en mayor o menor cuantificación demasiado extendida, y demasiada tapada». Que existen diversidad, de diríamos cuantificación y cualificación, diversidad de grados de libertad y coacción, y por tanto, temas muy complejos y muy controvertibles. Y temas que quizás, jamás se abordan, pero que deberían hacerse. Si es que es verdad o solo es una mitología urbana y rural.

De todas formas, el ser humano es un animal racional, diría Aristóteles, pero su animalidad, es enormemente importante, su irracionalidad también, por lo cual, quizás, el ser humano es propenso a enormes caídas y tentaciones y concupiscencias, en sentido estricto, entre otras de la lujuria. Hay quién cree que si se abriese este melón, esta caja de Pandora, tanto en entidades de todo tipo, de todos los sectores, esto sería un terremoto. Ciertamente, demostrar esta realidad sería difícil, y también se podrían producir muchas acusaciones falsas, debido a venganzas, mucho libre consentimiento que después se diría que no lo fue, pero no solo en hembras, sino también en varones, etc.

b) Corrupción cuyo elemento esencial es la economía o razones eocnómicas.

Este capítulo es y ofrece potencialmente una diversidad de posibilidades y de materializaciones, con distintos fines y objetivos, tanto en los ámbitos de la sociedad o en los ámbitos de la actividad de la política en el mundo. Y desde luego en las intersecciones de ambos mundos.

El GOPAC estudia especialmente este ámbito, y creo que no hay que indicar más notas. Pero desde luego, en este artículo, creo que hay que fijarse no solo en el ámbito político o de la política, sino de la sociedad, de lo sociopolítico, para que los flecos de un problema sean más completos.

c) Corrupción cuyo elemento esencial presunta e hipotéticamente serían puestos de trabajo y de carrera profesional.

En esta cuestión, igual, en todos los ámbitos. Queda la asignatura pendiente, de analizar y estudiar, si se ha seguido sistemas justos y equitativos, según la preparación, de capacidad, de méritos en los ámbitos de la profesionalidad.

Estamos hablando presunta e hipotéticamente si es que existe este problema, y cuándo y cuánto, de existir diríamos esta anomalía, cómo y cuánto si se ha producido, en todos los ámbitos sociales y en los ámbitos sociopolíticos.

Esto comporta analizar y estudiar, crear programas de investigación, para encontrar los sistemas más justos y equitativos, para la evaluación para acceder a los puestos de trabajo, tanto públicos como privados. Y desde luego, los sistemas de listas para contratos, a y en todos los ámbitos.

A mi modo de ver, si se quiere hacer una sociedad y por tanto, un Estado competitivo, un país que sea competitivo esto es esencial, que cada puesto de trabajo, sea dado a la persona más capacitada, con méritos y estudios, y que no primen otros elementos, desde el trabajo más modesto hasta el trabajo o profesión más elevado. Creo que la crisis de muchas sociedades, países, Estados tiene su talón de Aquiles, uno de sus elementos esenciales, en estos elementos. Porque esto tiene enormes dedos y manos, y se puede una sociedad dejar de ser competitiva o ser menos, porque se le pueden cerrar puertas y ventanas a personas, que en un sector o especialidad pueden ser altamente cualificados, o simplemente, pueden y deben estar entre otras personas en esa actividad, por ejemplo, en listas de artes. Tengamos en cuenta la enorme diversidad de oficios y profesiones. Podemos encontrarnos personas que están terminando su vida laboral y profesional, y sentirse enormemente frustrados y fracasados, porque sienten, que sus estudios y sus capacidades no han tenido nunca armonía con su trabajo laboral realizado, se sienten fracasados profesional y laboralmente, con consecuencias en multitud de campos. Y esto, esto es un volcán con consecuencias impredecibles.

d) Presunta corrupción en otros campos o áreas, que este artículo ya no puede extenderse más, pero que tiene entre otros cuatro grandes capítulos: «lo que se ha denominado en los campos de la información de los mass media», y en otro ámbito «en la potencial o posible corrupción estrictamente en los campos de la organización y gestión de la política en sí, por motivos políticos o, y económicos», también «los que denominan corrupción por grupos externos al país-sociedad-Estado, grupos políticos y económicos», en cuarto lugar, «la corrupción potencial que podría producirse por grupos de organizaciones delictivas externas e internas a la sociedad-país», etc. De existir en estas tres grandes áreas, ya se necesitaría varios artículos más.

– Para terminar y no cansar más, solo indicar, que todo lo que se ha indicado, es presuntamente, no se indica que se produzca, y de producirse, tampoco la cantidad y la calidad y la cualificación, pero desde luego, existe un organismo internacional, que se denomina GOPAC, y que desde luego, habría que seguir el refrán castellano, «cuándo veas a tu vecino afeitarse echa tus barbas a remojar…».

Bien haríamos, con prudencia, pero con equidad y justicia, abrir los melones, con racionalidad y sentido común, e ir combatiendo en todos los ámbitos de la sociedad y de la sociopolítica, si existen o pueden existir estas potenciales o posibles o presuntas prácticas teórico y teórico prácticas de corrupción, y por tanto de injusticia, porque de existir, son una enfermedad y patología, que pueden acabar en parte con la misma eficiencia de la sociedad, y también con los ámbitos de la representación política y del Estado, en mayor o menor grado.

De todas formas, si hablas y escuchas en la calle, muchas personas, sienten y te lo expresan claramente, que en algunos ámbitos, se han quedado en la cuneta de la microhistoria, de su pequeña historia, porque en tal sector, en tal actividad, él o ella creían que tenía más méritos, capacidad, trabajo, estudios, y le cortaron los dedos al cerrarle puertas. Lo malo no es que a una persona le hayan cerrado una puerta, sino que le hayan cerrado varias, y al final, llega el final de su vida profesional y también el final de su existencia en este mundo, y se mira en el espejo del mundo con una enorme tristeza porque se siente una persona profundamente fracasada, aunque continúe sonriendo y, quizás, quizás ni siquiera pueda expresar a nadie y, y menos escribirla, porque siente temor, «porque el que se mueve no sale en la foto…» ¡Y sin moverse no ha salido tampoco en la foto…!. Nadie se ofenda porque a nadie se desea, ni se quiere, ni se necesita ofender, y además todo esto es un ejercicio de posibilidad o de presunción o hipotético o imaginario… «¿Pero quién esté libre de pecado tire la primera piedra?».

http://filosliterarte.blogspot.com.es © jmm caminero (01-31 mayo 2018 cr).

Fin artículo 1.242º: «El GOPAC y la corrupción».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído