a

Manuel del Rosal: «La nariz de Pedro Sánchez»

Manuel del Rosal: "La nariz de Pedro Sánchez"
Pedro Sánchez y sus jugueteos con el separatista Quim Torra. PD

«Los de izquierdas e independentista han aprendido de las moscas: cuanto mayor sea el tamaño de la mierda tanto mayor es el consenso entre ellos»

¿Han reparado en la nariz de Pedro Sánchez en la foto de Haz que pase?

No, no es un piercing, es una pinza. Una pinza para tapar los agujeros de su nariz que, extenuados de tanto hedor, ya no pueden soportar los efluvios que emanan de los cambalaches, las mentiras, las manipulaciones, la bajada a las cloacas del independentismo, la utilización de la mujer, el compadreo con los de Bildu despreciando a las víctimas y a los que durante tantos años lucharon contra ETA; olor nauseabundo que acompaña a Sánchez allí donde va, incluso cuando fue a hacerse esa foto, en la cual queda plasmada la ambición de Sánchez, pues la campaña que se apoya en ella y en esa estúpida leyenda, hablan de una campaña presidencialista y de culto al líder. Un líder vacío de contenido intelectual y social, y lleno como un odre de una bárbara ambición y de un narcisismo patológico de diván de psiquiatra. Ya lo ha anticipado Iceta, ya lo han anticipado sus acuerdos con Otegui al que Zapatero llamó «hombre de paz» y al que Pedro Sánchez elevaría a los altares si con ello alcanzara el gobierno, Ya lo ha anticipado su sumisión a Bildu en el parlamento vasco votando junto al PNV contra las fuerzas de seguridad del Estado, y con el independentismo catalán lo tiene todo hablado. Y va a trocear España con tal de permanecer cuatro años más en la Moncloa, cuatro años, al final de los cuales dejará como herencia a los españoles un país roto, que se va por el sumidero y una economía en la UVI tal y como hizo Zapatero. Y ese olor nauseabundo, de cloacas y alcantarillas políticas ya ni él puede soportarlo, y es por eso por lo que se ha puesto en los conductos nasales una pinza para impedir que la mierda que generan sus actos no afecte a su pituitaria. Y los españoles, si las encuestas son fiables, durmiendo en la placidez de creerlo; bostezando de desidia, narcotizados por el buenismo, amarrados por nuestra dejadez; olvidados – pueblo de escasa memoria – de lo que nos dejó Zapatero por hacer exactamente lo mismo que está haciendo Sánchez. El 28 de abril nos dirá si los españoles hemos aprendido algo del devenir de estos últimos años, si los resultados se asemejan a las encuestas, no será solo el señor Sánchez el que caminará con una pinza en sus narices, seremos todos los españoles los que tendremos que protegernos del olor de España en demolición, bajo cuyos escombros y aplastado, estará el cadáver de un país que olvida su historia y está condenado a repetirla como Sísifo, aquel griego que subía una roca a la cima de una montaña y antes de llegar a ella volvía a caer una y otra vez. Y no podremos decir nada porque tuvimos en nuestras manos el poder en forma de voto y no supimos utilizarlo con el conocimiento y la razón suficientes. Y no podremos alegar ignorancia porque sabíamos que el voto a Pedro Sánchez era el voto al independentismo y al despilfarro.

El olor a mierda puede llegar a tal grado que hasta los leones del Congreso tendrán que llevar pinzas en sus narices por la cantidad de mierda sobre la que revolotean las moscas de izquierdas y sus socios …y el silencio cómplice de una ciudadanía bostezando en la comodidad del «dolce far niente»

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído