"Fue el departamento de Marlaska el que se desentendió del riesgo de que un tipo con esos antecedentes viviese junto a un parque y un colegio"

Ignacio Camacho: «El estímulo productivo de las excarcelaciones es político y tiene relación con los votos de Bildu»

"Es este Ministerio del Interior el que ha establecido un incentivo económico de «productividad» a los funcionarios de Prisiones por la concesión de permisos y progresiones de grado"

Ignacio Camacho: "El estímulo productivo de las excarcelaciones es político y tiene relación con los votos de Bildu"
Ignacio Camacho cree que la excarcelación del reo que posteriormente asesinó al niño de Lardero deja en evidencia lo que en realidad el Gobierno está pagando a Bildu por su apoyo.

Va más allá del asesinato del niño de Lardero (La Rioja).

Ignacio Camacho considera que la puesta en libertad de Francisco Javier Almeida, el autor de la muerte del pequeño Álex, de tan solo 9 años, esconde algo mucho más grave.

Y es que el columnista de ABC considera que esa medida de soltar a presos no es más que el precio que el Gobierno Sánchez abona religiosamente a EH Bildu para que le apruebe los Presupuestos Generales del Estado.

Porque, claro está, entre esa población reclusa están, cómo no, los miembros de la banda terrorista ETA.

Para Camacho lo más sorprendente de todo es que ante el crimen de Lardero, el Ejecutivo sanchista se ha encogido de hombros:

Es un tópico de comentaristas resaltar que «en cualquier democracia avanzada», o incluso «normal», los gobernantes asumen responsabilidades, u obligan a asumirlas a sus subordinados, cuando cometen un error o toman una decisión lesiva para los ciudadanos. Pura melancolía política en una España donde nadie se responsabiliza nunca de nada que ocurra, como dicen los anglosajones, bajo su guardia. Viene la reflexión al caso del crimen de Lardero y el ministro Marlaska, último ejemplo (por ahora) de encogimiento de hombros ante una desgracia que no sólo pudo y debió haber sido evitada sino que tiene relación directa con una mala o irregular aplicación de la ley penitenciaria.

Camacho recuerda que ha sido el departamento de Fernando Grande-Marlaska quien ha puesto en la calle a Francisco Javier Almeida, el asesino del niño riojano:

Es este Ministerio del Interior el que ha establecido un incentivo económico de «productividad» a los funcionarios de Prisiones por la concesión de permisos y progresiones de grado. Que la junta de tratamiento de la cárcel había votado en contra de otorgárselos al criminal riojano. Que fue el departamento de Marlaska el que revocó a favor del reo el criterio de los técnicos y el que se desentendió del riesgo de que un tipo con esos antecedentes viviese junto a un parque y un colegio.

El meollo del asunto, a juicio del periodista del diario de Vocento, es la premura que el Gobierno de Pedro Sánchez y, más en concreto, el Ministerio del Interior, tienen con respecto a la excarcelación de presos:

Sí cabe la discusión sobre la propensión de este Ejecutivo a las excarcelaciones anticipadas y otros beneficios, producto de un sesgo ideológico que tiende a minusvalorar la importancia del castigo como reparación social del delito y olvida o minimiza la condición no reinsertable de algunos convictos.

Y recuerda que al final de la cadena aparece un nombre, el de EH Bildu, justo uno de los partidos claves para que Pedro Sánchez pueda seguir dormitando en La Moncloa:

También procede recordar que este modelo permisivo es la base del trato benigno dispensado a los presos por terrorismo sin más contrapartida que la firma de un formulario de arrepentimiento ambiguo. Y ése ya es un terreno jurídicamente resbaladizo porque se vuelve inevitable la idea de que el verdadero ‘estímulo productivo’ de esos movimientos es político y tiene relación con los votos de Bildu.

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Lo más leído