Vidal-Quadras reflexiona la obsesión del PSOE con el sexo

«El socialismo posmoderno se dedica a diseminar la imbecilidad para ganar votos»

Despilfarro en mapas feministas del clítoris y cursos de masturbación

El socialismo antiguo se centraba en colectivizar la propiedad, o sea en generalizar la miseria

El presidente de la Junta de Extremadura es médico y que se sepa es una persona equilibrada y sensata, sin que se le conozcan tendencias perversas o vicios oscuros. Sin embargo, seguramente a sus espaldas, la Consejería de Juventud y Deporte de su gobierno organizó el pasado otoño unos talleres de educación sexual dirigidos a adolescentes de entre catorce y diecisiete años para iniciarlos en al arte de la masturbación, es decir, para fomentarla.

A tan interesante fin se dedicaron 14.000 euros del sufrido contribuyente y se contrataron monitoras -¿por qué no también monitores?- que debidamente provistas de aceites lubricantes y juguetes sexuales diversos instruyeron a sus alumnos en las técnicas clásicas y modernas de la autosatisfacción venérea. El Sindicato Manos Limpias, una vez recuperado de la incredulidad que le produjo semejante programa educativo, presentó una denuncia por malversación, corrupción de menores y ataque a la integridad moral.

Por supuesto, la Fiscalía Superior autonómica ha archivado el caso por no apreciar indicios de delito, en lo que no va errada porque más que un delito este episodio constituye una muestra de enajenación mental de sus organizadores.

En efecto, si se hubiera tratado de una terapia inspirada en la escuela de Wilhelm Reich dirigida a pacientes con problemas psicológicos derivados de una represión sexual patológica no parece que la Consejería de Juventud y sobre todo de Deporte fuera la instancia pública adecuada para administrarla, si nos encontramos ante una actividad ofrecida a muchachos y muchachas sanos y normales entonces quién necesita urgentemente tratamiento es el consejero.

El socialismo antiguo se centraba en colectivizar la propiedad, o sea en generalizar la miseria, el post-moderno se dedica a diseminar la imbecilidad para ganar votos. El imaginativo equipo que se ocupa de la política sobre jóvenes en la Junta extremeña debería saber que un taller de iniciación a la masturbación para pupilos de secundaria equivale a una escuela de introducción a la ingestión de carne para tigres de Bengala y que gastar dinero público en idioteces no es recomendable, especialmente en tiempos de déficit galopante.

La conclusión es que lo peor del período zapateril no es que arruine y descuartice a España, sino que pretenda transformarla en un gigantesco manicomio.

VERDAD MENTIRA

Club de Encuentro Manuel Broseta, Valencia, 01-02-2010: ««España en plena crisis es [en manos de Zapatero] como un Airbus 440 pilotado por un niño apto para manejar a lo sumo un triciclo»»

NOTA.- Originalmente publicado en el blog Prohibido pisar las flores del diario La Gaceta.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Lo más leído