El diputado de UPN Salvador acusa al Gobierno de ser «rehén» de partidos independentistas

El diputado de UPN Salvador acusa al Gobierno de ser "rehén" de partidos independentistas
. EFE/Archivo

El diputado de UPN, Carlos Salvador, ha asegurado hoy que el Gobierno es «rehén» de aquellos partidos que donde gobiernan reclaman, «un día sí y otro también, su independencia de España y evitan artificialmente» defender aquello que une allí donde gobiernan.

Salvador, que ha iniciado la intervención con unas palabras para honrar el sacrificio de todos los hombres y mujeres del Ejército español, ha hecho hincapié en que no se puede permitir a Bildu instar su «gulag» soviético, como va a hacer en Guipúzcoa.

El diputado navarro ha apelado a espacios de consenso, que aún están sin explorar, y un modelo de país «al que querer», al tiempo que ha asegurado que su partido, en ningún caso, actuará con ánimo restrictivo ni para alimentar revanchas.

Ha asegurado que el Gobierno se equivocó en la reforma de la ley del aborto, del que ha hecho un «derecho sin límites» y le ha criticado por cuestionar el concepto de nación, que consideró «discutido y discutible».

En este sentido, Salvador ha lamentado que el presidente José Luis Rodríguez Zapatero se pusiese «a discutir políticamente de ello con la banda terrorista, el día que aceptaron hablar con ellos de Navarra».

«Navarra -ha dicho- que es el único dique político que mantendrá la unidad de España, como hoy la conocemos».

Salvador ha lamentado que el Gobierno esté inmerso en «una gran encrucijada ideológica», se ha mostrado confiado en que la despejen pronto porque «el hueco que dejan, está siendo ocupado por grupos mucho más radicales y caóticos».

El diputado de UPN ha afirmado que España se había convertido en un proyecto «políticamente imposible y económicamente insostenible» y ha lamentado que, un año más, se sigue sin alcanzar un acuerdo entre adversarios y «un modelo político y pacífico para España».

Ha acusado al Ejecutivo de haber extendido derechos «como si fueran dogmas y conquistas a las que nadie podía renunciar y, ahora, esa «pedagogía progresista» se vuelve contra los socialistas.

No obstante, el diputado ha reconocido que el acuerdo rubricado entre socialistas y UPN, para gobernar navarra, será de «gran calado» y ha subrayado la «valentía política, no exenta de riesgos» por encima de las diferencias ideológicas.

También ha reconocido «buenas noticias» en el marco económico como el acuerdo financiero entre grandes partidos o en el tema de la seguridad vial, la reducción de los accidentes de tráfico.

No obstante, ha dicho que esas «buenas noticias» no pueden despejar las grandes incertidumbres como la falta de determinación política para finalizar las reformas o un preocupante descontrol de las cuentas públicas además de la inestabilidad parlamentaria.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído