Las aguas republicanas del socialismo bajan turbulentas

El trágala del PSOE con la Monarquía se vuelve contra Eduardo Madina

La Dirección del partido en el Congreso ha convocado una reunión el martes -víspera de la votación- que se prevé caldeada

El trágala del PSOE con la Monarquía se vuelve contra Eduardo Madina
Rubalcaba y Madina en el Congreso. EFE

Lo sucedido esta semana en el PSOE viene a certificar que, en efecto, uno de los motivos que aceleró el anuncio de la abdicación del Rey fue que Alfredo Pérez Rubalcaba trasladó a Zarzuela su imposibilidad de contener las aguas republicanas en su partido.

Después de que varias federaciones -Baleares, Comunidad Valenciana, Galicia y parte del PSC- se rebelaran contra la decisión del PSOE de votar a pies juntillas la proclamación de Felipe VI en compañía del PP, las cosas no han hecho sino ir a peor.

A pesar de que tres diputados, Odón Elorza, Guillem García y Federico Buyolo, pidieron formalmente a la Dirección del Grupo Parlamentario Socialista que diera libertad en la votación del próximo miércoles, ésta zanjó este jueves el asunto por la vía rápida: la del no rotundo.

Y además su portavoz, Soraya Rodríguez, dejó caer que no se espera que nadie rompa la disciplina de voto, en lo que sonó más a una advertencia a sus filas que a un deseo. «El miércoles no se va a votar monarquía o república, vamos simplemente a votar una ley meramente procedimental vehicular para cumplir con lo que establece la Constitución», añadió.

Pero antes que esa fecha hay otra que se prevé movida para el PSOE: la víspera. El martes la Dirección del partido en la Cámara Baja ha convocado a los diputados socialistas a una reunión para debatir sobre el voto afirmativo a la proclamación del nuevo Rey.

Si bien Rubalcaba no va a moverse un ápice de su postura y el sentido del voto es innegociable, se prevén intervenciones subidas de tono. Aunque las miradas están puestas, especialmente, en Eduardo Madina, secretario general del Grupo Parlamentario Socialista y el gran perjudicado de que la entronización de Felipe VI llegue justo ahora.

Madina, republicano confeso aunque estos días haya andado con pies de plomo, se verá obligado a retratarse en esa reunión a puerta cerrada y, posteriormente, en la votación del miércoles. También Pedro Sánchez, otro de los aspirantes a liderar el PSOE, pero en su caso sus opiniones sobre la Monarquía y la República nunca han sido tan extremas.

En estos días en que está juego la Secretaría General del partido, cualquier gesto puede dar o quitar votos.

 

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído